Vista del exterior del Cementerio General de Sucre. Foto: Correo del Sur

ABI

El Gobierno Municipal de Sucre determinó este miércoles que sólo se cremarán los cuerpos de fallecidos que sean positivos de COVID y no así de los sospechosos, en tanto no tengan resultados de laboratorio, informó la alcaldesa, Rosario López.

«Pediremos al Sedes que determine con un resultado si los fallecidos son por el COVID para cumplir con lo que nos corresponde como Gobierno Municipal. Ahora tenemos 12 (cuerpos) con diagnóstico positivo y procederemos a la cremación», dijo López.

Aclaró que hay más cuerpos que están como sospechosos de COVID -19 y que esperarán los resultados de laboratorios, antes de asumir como municipio el tratamiento final del cadáver.

Hasta ayer existían alrededor de 25 cadáveres que estaban en morgues de distintos hospitales, entre sospechosos y positivos de coronavirus.

Hasta ayer, la Alcaldía estuvo cremando los cuerpos de pacientes sospechosos y positivos en su horno, el cual está rebasado desde hace varias semanas, con una capacidad máxima de cremación de tres cuerpos por día.

Como alternativa que ofrece la guía de manejo de cadáveres, enterrarán cuerpos en nichos de una zona asignada en el Cementerio General.

Entretanto, esperan la llegada del horno crematorio de Argentina, que tendrá la capacidad de procesar hasta un cuerpo por hora, que tendría que estar funcionando hasta inicios de agosto.