Madres de familia durante una manifestación de descontento. (Foto: Archivo)

• Naira C. de la Zerda/

Padres de familia bloquearán hoy las principales calles de La Paz e instalarán un piquete de huelga de hambre. Demandan al alcalde Iván Arias que cumpla su obligación de dotar insumos de bioseguridad a las unidades educativas.

“No ha traído ni un barbijo, ni una botella de alcohol, solo litros y litros de pintura para hacer proselitismo, pintando del color de su partido las canchas de las unidades educativas de los barrios”, cuestionó Richard Flores, representante de los vecinos de Cotahuma.

Dijo que esta gestión hubo 0% de inversión en educación.

“El señor Arias piensa que el bienestar de nuestros hijos es una broma. Por eso estamos aquí, para convocar a los padres de familia a unirse a esta lucha por nuestros pequeños”, mencionó Flores.

Por su parte, César Mamani, presidente de las Juntas Escolares de La Paz, denunció que en lo que va del año son los padres de familia quienes se han organizado para comprar alcohol, desinfectantes y otros elementos para precautelar la salud de los estudiantes

“Se ha prestado 175 millones de bolivianos y a educación solo ha destinado 20. Le hemos pedido 50 para poder paliar en algo las necesidades, pero no le ha dado la gana. Hemos sido muy pacientes, esperábamos que después del receso diera algo, pero no hay nada. No podemos seguir pagando de lo que no se hace responsable”, manifestó.

Mamani también aseveró que hay mucho descontento con el desayuno escolar, tema que ya fue analizado en cinco reuniones sin ningún fruto y no se han llevado a cabo refacciones en los colegios y escuelas fiscales y de convenio, que son responsabilidad del municipio.

Ante esa situación, dijo, la autoridad edil anunció que se comenzarían los trabajos, pero en el último trimestre del año.

Ayer, el ministro de Salud, Jeyson Auza, confirmó que a menos de dos semanas de haberse reanudado las labores escolares, tras el receso pedagógico, varios colegios de la urbe tuvieron que retornar a las clases virtuales por contagios de Covid-19.

La autoridad ministerial recordó en varias oportunidades que las alcaldías son las encargadas de brindar insumos de bioseguridad y que entre sus responsabilidades está la de llevar a cabo las refacciones de las unidades educativas durante las vacaciones invernales.