ULT 28-F1-PRENSA SENADO

 

Redacción central – Edición impresa

El pleno de la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP) eligió anoche a los seis nuevos vocales del Tribunal Supremo Electoral (TSE), con sus respectivos suplentes. La sesión se inició aproximadamente a las 20.30 y votaron 120 diputados y 34 senadores.

Fueron elegidos como titulares: Daniel Atahuachi Quispe con 135 votos, María Angélica Ruiz Vaca Diez con 121 votos, Óscar Abel Hassenteufel Salazar con 111 votos, Francisco Vargas Camacho con 106 votos, Rosario Baptista Canedo con 105 votos y Nancy Gutiérrez Salas con 103 votos.

La ALP evaluó a 155 postulantes, de los cuales 53 eran mujeres y 102 varones, que pasaron a la última fase de selección para elegir a seis vocales titulares y seis suplentes. Hasta el cierre de esta edición aún se realizaba el conteo para elegir a los suplentes. 

Las flamantes autoridades elegidas, junto al vocal Salvador Romero —nombrado en representación del Gobierno por la presidenta constitucional transitoria Jeanine Áñez—, tendrán la tarea de convocar a nuevas elecciones generales que se realizarán el próximo año, luego de que los comicios del 20 de octubre fueron anulados por indicios de fraude.

Presentación de informe

Al comienzo de la sesión, el presidente de la Comisión Mixta de Constitución de la ALP, Óscar Ortiz, presentó su informe al pleno legislativo, todo el procedimiento que realizó esta instancia para presentar a los habilitados a la última fase, desde el momento en que se realizó la convocatoria, la recepción de los papeles de los postulantes, la verificación de los documentos, la fase de impugnaciones y la fase de méritos hasta tener la lista final. 

“Se hizo todo el esfuerzo de actuar con toda la transparencia posible, con la mayor responsabilidad y dedicación, en un momento en que todos sabemos que es muy difícil, en el cual todos tenemos la responsabilidad de contribuir  hacia nuevas elecciones a fin de recuperar toda nuestra convivencia pacífica y nuestra plena institucionalidad democrática”, complementó. 

Acompañaron el proceso de votación representantes de la Organización de los Estados Americanos (OEA), la Unión Europea, la Embajada de España y la Iglesia católica.