Imagen referencial. (Foto: Gobernación de Oruro)

Veiska Soto / Bolivia Digital

Con el objetivo de apoyar en sus necesidades durante el estado de emergencia sanitaria, el Gobierno ampliará el alcance del Bono Familia para estudiantes con discapacidad del sistema público. La medida se hará efectiva a merced de la reglamentación de la Ley 1293 para la Prevención, Contención y Tratamiento de la Infección por el Coronavirus (COVID-19).

El Bono Familia consiste en el pago de Bs 500 a las familias que tengan hijos en los ciclos prekínder, kínder y primario.

La reglamentación fue aprobada el 1 de abril de 2020 por el Gabinete y señala que “se amplía el alcance del Bono Familia (…) a estudiantes con discapacidad que se forman en centros de educación especial públicos”.

El ministro de Economía, José Luis Parada, en una entrevista con el canal estatal al mediodía de este domingo, informó que el pago del beneficio a los estudiantes con discapacidad moderada, grave y muy grave, se coordina con los municipios, porque esas entidades tienen los listados que están ya bancarizados.

La autoridad del área económica pidió paciencia a la población beneficiaria a tiempo de informar que el Estado hará el “depósito automático”, toda vez que se tienen identificadas las cuentas y los beneficiarios.

Esta ayuda es adicional al bono mensual de Bs 250 que ya reciben las personas con discapacidad en nivel grave y muy grave, explicó el ministro de Obras Públicas, Servicios y Vivienda, Iván Arias.

“La inclusión se debe a que este también es un sector de las poblaciones vulnerables y que el Gobierno atiende para que también sean beneficiados”, complementó.