DW/

La escritora francesa Annie Ernaux fue galardonada ayer con la máxima distinción que confiere la Academia Sueca, el Premio Nobel de Literatura 2022. Después de recibir la noticia, la autora reafirmó su compromiso con las luchas sociales, en especial la de las mujeres, ya que considera que su trabajo es más un acto político que utiliza en defensa de los derechos de los más desfavorecidos.

“Mi trabajo es político, aunque no participe en movimientos sociales o políticos”, explicó. La “responsabilidad” a la que se refiere tras recibir el Nobel de Literatura “es la de continuar la lucha contra todas las injusticias, las que sean”.

También recalcó su compromiso con las mujeres y dijo: “Para mí, una mujer libre y con poder, siempre ha habido dominación (masculina)”.

“Muchas mujeres me leen y además jóvenes”, afirmó Ernaux, de 82 años de edad.

También señaló que es consciente de que es conocida especialmente en España, “pero no sé explicar por qué”.

Destacó que su libro L’Événement narra de forma autobiográfica su lucha por abortar cuando era joven, ha ganado nueva actualidad con el “retroceso” al derecho a la interrupción del embarazo en algunos países.

“No imaginaba que 22 años más tarde el derecho al aborto estaría en entredicho”, confesó.

“Las mujeres deben tener el derecho a elegir si son madres, es la principal libertad de las mujeres”, manifestó, y lamentó que eso está cada vez más en cuestión en el continente americano.

Ernaux también reconoció que le “inquieta mucho” el ascenso de la extrema derecha en países como Italia o Hungría.

Hasta la fecha, se entregaron 115 premios Nobel de Literatura, y de ellos, 17 han sido para mujeres, incluida Annie Ernaux. Además, 11 de los premios otorgados han ido a manos de escritores franceses y la edad media de los ganadores es de 65 años.