El embajador de Ciencia y Tecnología, Mohammed Mostajo. Foto: Juan Pablo García.

Gabriela Ramos/Bolivia Digital

El embajador de Ciencia, Tecnología e Innovación, Mohammed Mostajo-Radji, mencionó que existe un proyecto en el Ministerio de Salud que apunta a realizar estudios y análisis sobre personas que hayan desarrollado inmunidad al coronavirus (COVID-19), pues otros países en el mundo como China y Alemania están realizando estas investigaciones.

“Hay un proyecto dentro el Ministerio de salud (que apunta a que) se puede analizar si hay personas que tienen inmunidad”, señaló el representante boliviano, en declaraciones exclusivas al periódico Bolivia.

El experto fue consultado sobre la posibilidad de que existan personas que tengan una inmunidad natural al coronavirus, pues existen casos que estuvieron en contacto directo con infectados pero no se contagiaron.

Mostajo indicó que al ser el COVID-19 una enfermedad nueva, aún no se hicieron estudios amplios al respecto, pero que, en el caso de otros virus, como el Virus de Inmunodeficiencia Adquirida (VIH), la ciencia evidenció que existen seres humanos que son inmunes a este microorganismo, específicamente aquellos que tienen la mutación del gen CCR5.

En este sentido, señaló que el tema de la inmunidad no solo se refiere a una posible condición natural, condicionada por factores genéticos, tipo de sangre e incluso raza, sino también a la que pudiera haberse adquirido, luego de haber superado el coronavirus e incluso haber enfermado por una cepa del mismo virus.

Señaló que el cuerpo desarrolla anticuerpos cuando reacciona a un patógeno ajeno al cuerpo, pero lo que aún no está claro para la ciencia es si esta condición también funciona para el nuevo coronavirus. Mencionó estudios que se realizan en China, para evidenciar si existe alguna situación particular en las personas que se contagiaron con otra cepa de los coronavirus y si esto los hace resistentes a la cepa que actualmente sumió al mundo en una pandemia.

Señaló también en caso de New York, en Estados Unios, donde se registró un gran porcentaje de personas que fue contagiada pero no desarrolló síntomas y que su organismo ya contaría con una “reacción inmunológica contra el coronavirus, entonces estas personas tranquilamente pueden entrar a trabajar porque ya desarrollaron las defensas”.

Pese a estos proyectos, manifestó que el principal problema que tiene el país para encarar estudios de este tipo es la logística, pues el sistema de salud aún es débil y podría no tener la capacidad necesaria para sustentar la realización de estudios como los que se realizan en Alemania o China.

El coronavirus es una familia de cepas o virus que causan enfermedades respiratorias. Entre ellas se cuenta la cepa SARS o la del Síndrome Respiratorio de Oriente Medio (MSRS) que causaron epidemias focalizadas en el continente asiático, que amenazaban con convertirse en pandemias pero fueron controladas a tiempo.

La cepa del actual coronavirus que afecta al mundo es una especie de esa misma familia pero que al parecer muto y se transmitió a la raza humana.