Dos de los cuatro sectores en los que trabajan los bolivianos en la Argentina, el de la construcción y el textil, son los más afectados por la pandemia en Argentina. (Foto: Tiempo Argentino).

Fernando del Carpio / Bolivia Digital

Dos de los cuatro sectores en los que trabajan los bolivianos en la Argentina, el de la construcción y el textil, son los más afectados por la pandemia, afirmó este jueves el encargado de Negocios de Bolivia en el vecino país, Julio Alvarado.

Mientras que los bolivianos que se dedican a la producción de frutas y verduras, así como los comerciantes minoristas de esos productos, desarrollan sus actividades sin restricciones.

Alvarado explicó que el gobierno del presidente Alberto Fernández anunció que se flexibilizarán algunas medidas para que el sector de la construcción vuelva a laborar. “Gran cantidad de bolivianos trabajan como albañiles”, señaló.

Sin embargo, Alvarado reconoció que la situación de las micro y pequeñas empresas textileras es diferente y por lo tanto preocupante.

El diplomático indicó que la cuarentena vigente en la Argentina dificulta también el transporte de banano del Chapare a esa nación.

Por el tipo de cambio, ingresan a Bolivia productos argentinos, por ser más baratos, lo que impactará una vez que se restablezca el comercio.

«Las relaciones económicas se han visto afectadas, aunque el gas se sigue exportando. La Organización Mundial del Comercio (OMC) ha pronosticado que el comercio a nivel mundial se reducirá una tercera parte, nunca había ocurrido después de la gran depresión de 1929 a 1939», añadió.