Tiburcio Choque, alcalde de la comuna ubicada a 98 kilómetros al sur de La Paz, expresó su preocupación por la circulación del virus y aseguró su apoyo para garantizar la cuarentena total en esa región. (Foto: ABI)

Reynaldo González / Bolivia Digital

La fiesta patronal de Patacamaya se desarrolló entre el 13 y 15 de marzo con una participación masiva de vecinos y residentes. Una persona que fue a este evento murió por efecto del coronavirus y ahora las autoridades ediles de ese municipio trabajan intensamente en identificar a los asistentes con la idea de frenar el avance de esta enfermedad.

Tiburcio Choque, el alcalde de la comuna ubicada a 98 kilómetros al sur de La Paz, expresó este lunes su preocupación por la circulación del virus y aseguró su apoyo para garantizar la cuarentena total en esa región.

Choque se reunió con el ministro de Obras Públicas, Iván Arias, con el propósito de activar tareas contra la expansión del virus, tras el deceso de un fotógrafo de la tercera edad que fue a trabajar a la festividad rural.

“Hemos quedado en llevar adelante las investigaciones con las listas de los pasantes (para saber) cuántas personas asistieron”, remarcó Choque en una entrevista con Bolivia TV. 

La autoridad explicó que en la reunión también se discutieron las medidas para la aplicación de la cuarentena total que debe regir en el municipio altiplánico de casi 23 mil habitantes ante la posible propagación del virus.

Según indicó, pese a las medidas dictadas por el Gobierno, la fiesta tradicional organizada por pasantes del pueblo no pudo ser suspendida por “falta de tiempo”.

 “Teníamos una actividad de rendición de cuentas públicas el 12 de marzo, entonces estábamos bien ocupados. Recién en la tarde nos hemos enterado del decreto del Gobierno central (…). No hemos tenido bastante tiempo para poder frenar (la fiesta)”, justificó.

Según reportó BTV, como muchas celebraciones patronales tradicionales de la zona andina, la fiesta desarrollada en Patacamaya habría contado con la participación de centenares de personas y numerosos grupos musicales. 

El Ministerio de Salud dio a conocer ayer que de las personas asistentes a la fiesta fue un fotógrafo de 77 años el que falleció a causa de coronavirus. Ante el hecho, el ministro Aníbal Cruz anunció el aislamiento total de la población para evitar la posible expansión de la pandemia en la región.

Además de este pueblo, el punto de frontera de Tambo Quemado también fue cerrado. Este acceso fronterizo a la República de Chile está vitalmente conectado con Patacamaya.