Represión violenta en Hayllani. (Foto: Los Tiempos)

• Redacción Central/

El Juzgado Primero de Instrucción en lo Penal de Sacaba determinó enviar con detención preventiva a dos de los cuatro militares imputados por la masacre de Huayllani, ocurrida en 2019.

Al menos 12 personas fallecieron en las operaciones militares y policiales que tuvieron lugar en el puente Huayllani, en noviembre de 2019, cuando ciudadanos protestaban por el golpe de Estado y la interrupción del orden constitucional.

De acuerdo con el reporte de Bolivia TV, cuatro militares fueron sometidos a audiencia de medidas cautelares. Dos de ellos se beneficiaron con detención domiciliaria, mientras que los otros dos deberán guardar prisión preventiva por cuatro meses.

El Ministerio Público no quiso mencionar los nombres de los efectivos castrences, sin embargo anunció que apelará la decisión judicial, ya que entiende que hay riesgos procesales y que los cuatro citados deberían ir a la detención preventiva.

“Se ha otorgado detención preventiva a dos imputados por cuatro meses; a dos imputados se les dio detención domiciliaria y una fianza económica de Bs 150 mil, porque presentaron documentos que justificaban que están mal de salud”, señala un reporte de la Fiscalía, dado a conocer mediante el mencionado medio televisivo.

Será la Sala Penal de turno la que conocerá el recurso de apelación y defina la situación procesal de los imputados, toda vez que el Ministerio Público considera que existen pruebas objetivas de la probabilidad de autoría de los militares en el cruento suceso.

En este sentido, los riesgos procesales que pesan sobre los dos militares, que fueron beneficiados, con medidas sustitutivas no fueron absueltos y ameritan la detención.