Álvaro Coimbra, ministro interino de Justicia de Bolivia. (Foto: Infobae)

Fernando del Carpio / Bolivia Digital

El ministro de Justicia, Álvaro Coímbra, anunció este viernes que se iniciarán procesos judiciales contra dirigentes y el Alcalde de Shinahota por la expulsión el jueves de 84 policías de esa población del Chapare, en Cochabamba.

La autoridad explicó en el programa “Que no me pierda”, de la Red Uno, que la demanda la planteará el Ministerio de Gobierno y que el Comando General de la Policía hará la denuncia respectiva.

«La Policía debe volver y las Fuerzas Armadas entrar; el Estado, a través de la Policía, debe estar presente en todo el territorio nacional; Shinahota no es una republiqueta», aseveró.

Luego de rechazar de manera vehemente el acto sedicioso registrado en esa población del trópico cochabambino, indicó que no se permitirá que se atente contra el orden público. «El Chapare no es una isla, la Policía no tiene que pedir permiso para estar presente en todo el país», aseguró.

Coímbra coincidió con su colega de Gobierno, Arturo Murillo, en que Evo Morales (refugiado en Buenos Aires, Argentina) y el Movimiento al Socialismo (MAS) intentan «convulsionar el país» y buscan un muerto para lograrlo, en un momento en que el Gobierno está abocado a luchar contra la pandemia del coronavirus.