Eco 5_F2 YPFB

 

Redacción central – Edición impresa

Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) informó que ayer en la madrugada se concluyeron los trabajos de reparación del Gasoducto Carrasco-Cochabamba (GCC), por lo que se coordina la normalización de las operaciones.

La estatal petrolera, la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH) y el Ministerio de Hidrocarburos coordinarán la normalización de las operaciones, así como el suministro de gas natural a los usuarios de Cochabamba, Oruro y La Paz, principalmente a las industrias, indica un boletín de prensa.

Este ducto estuvo paralizado 22 días, ya que el 12 de noviembre, a las 18.45, el flujo de gas natural fue interrumpido como consecuencia de un atentado con explosivos debido a las manifestaciones registradas en la región del Chapare, tras la renuncia del expresidente Evo Morales.

La reparación del ducto, que empezó el 27 de noviembre, fue posible gracias a los acuerdos entre YPFB y los comunarios de la zona que permitieron el acceso de técnicos para que cumplan este objetivo.

Los trabajos de reparación se desarrollaron de manera continua con más de 50 especialistas, entre ingenieros y técnicos que trabajaron las 24 horas del día, además se dispuso de todos los equipos necesarios.

LinkedIn