Producción de carbonato de litio. (Foto: ABI)

.ABI/

A partir del 2023 empezará a operar la Planta Industrial de Carbonato de Litio cuya construcción se encuentra con un avance físico del 84%, informó este domingo el viceministro de Altas Tecnologías Energéticas, Álvaro Arnéz.

“Por lo importante que es esta producción (…) en la actualidad tenemos un avance físico del 84 por ciento”, informó Arnéz.

En entrevista con Bolivia TV, afirmó que la construcción de esta planta concluye esta gestión; sin embargo, la operación junto con la planta de tratamiento de agua iniciará durante el primer semestre de la gestión 2023.

Explicó que en la actualidad se cuenta con una producción piloto, pero con la puesta en marcha de la Planta Industrial, Bolivia será un referente como país exportador dentro de un ranking que provee litio a nivel global.

La Planta Industrial de Carbonato de Litio se construye en la localidad de Llipi, en Uyuni, en el departamento de Potosí. Se prevé que por la magnitud de esta empresa se tenga una producción de alrededor 15.000 toneladas métricas (TM) de carbonato de litio al año.

El carbonato de litio es una materia prima para la fabricación de baterías y ante la creciente producción de vehículos eléctricos, la demanda de éste y otros derivados del litio también se disparó en el último año.