La Policía acudió al consultorio para recoger los cuerpos.

Bolivia Digital

Cuatro personas perdieron la vida asfixiadas en un consultorio odontológico en la ciudad de El Alto debido a que dejaron encendida una estufa, que dejó sin oxígeno esa habitación en la que consumían bebidas alcohólicas.

“—Las víctimas— han dejado encendida esta estufa, y como el consultorio era prácticamente sellado y sin ventilación, no ingresó oxígeno al ambiente. (…)”, indicó a Bolivia Digital el director de la FELCC alteña, Douglas Uzquiano.

Los cuerpos fueron encontrados esta mañana por la mamá de dos de las víctimas en el consultorio ubicado en la zona Villa Alemania.

El jefe policial indicó que se les realizará la autopsia de ley a los fallecidos para confirmar la causa de la muerte.