Foto: RT

• Tomada de RT

62 aviones de las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) han atacado esta noche cerca de 65 objetos presuntamente vinculados con el movimiento palestino Hamas en la Franja de Gaza, según la cuenta oficial de los militares israelíes en Twitter.

En total se han lanzado 110 misiles guiados, afirman las FDI, que no precisan la escala de la destrucción ni el saldo mortal de los ataques.

La defensa israelí indicó que habían atacado varios lugares de lanzamiento de cohetes y cinco supuestas sedes de Hamas, acusando al movimiento de ubicar sus instalaciones militares cerca de edificios civiles.

La nueva serie de bombardeos llevada a cabo por Israel contra el enclave palestino en la noche del lunes y las primeras horas del martes ha sido captada por varios testigos en el suelo palestino. De acuerdo con medios locales, aviones de combate israelíes atacaron una oficina para prisioneros palestinos cerca de la plaza Al Katibah, en el oeste de Gaza, así como tierras agrícolas.

La escalada de las tensiones entre Israel y Palestina ha alcanzado en los últimos días su punto álgido tras semanas de creciente hostilidad. Hasta el momento, los ataques israelíes en Gaza han dejado al menos 212 palestinos muertos, entre ellos 61 niños y 36 mujeres, y más de 1.000 heridos. Entre los israelíes, al menos diez personas han muerto, incluidos dos niños, y decenas resultaron heridos

Atacan casas de tres comandantes de Hamas

Las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) informaron este martes que la Fuerza Aérea del país atacó recientemente otras tres casas de comandantes del movimiento palestino Hamas en la Franja de Gaza, entre ellas la vivienda del subcomandante de la Brigada del Norte.

También fueron alcanzadas las casas de dos comandantes de compañía del batallón de reserva de Hamas, que se utilizaron con fines militares, incluso para discutir tareas operativas.

Además, los militares detallaron que durante las últimas 24 horas destruyeron las viviendas de 12 altos comandantes.

Escalada de tensiones

La escalada de las tensiones entre Israel y Palestina ha alcanzado en los últimos días su punto álgido tras semanas de creciente hostilidad. La indignación de los palestinos ante las barreras de seguridad colocadas en Jerusalén Este durante el Ramadán y el desalojo de un barrio árabe fueron parte de los detonantes de la ola de violencia.

El lunes, el movimiento Hamas comenzó a disparar cohetes hacia Israel desde la Franja de Gaza, momento a partir del cual las hostilidades escalaron rápidamente, dando lugar a los combates palestino-israelíes más intensos desde la guerra de 50 días de mediados de 2014.

Los ataques israelíes en Gaza han dejado al menos 212 palestinos muertos, entre ellos 61 niños y 36 mujeres, y más de 1.000 heridos. Entre los israelíes, al menos diez personas han muerto, incluidos dos niños, y decenas resultaron heridos.