Redacción central – Edición impresa

La Defensoría del Pueblo, con el objetivo de impulsar la pacificación del país a través del diálogo, lleva adelante acciones en ese objetivo. La noche del viernes, a través de su oficina departamental en Santa Cruz, participó como veedora del diálogo que fue convocado en el municipio de Yapacaní; de igual manera, horas previas, llevó adelante acciones de paz en Potosí y Oruro.

El diálogo en el municipio de Yapacaní —señala un boletín de la Defensoría— fue convocado por el alcalde Vicente Flores Terrazas y se instaló a las 23.30 del viernes en el Concejo Municipal de Montero, en él participaron los diputados Juan Cala, Henry Cabrera, el comandante de la Octava División, general José Luis Salazar; el comandante departamental de Policía, coronel Miguel Mercado, además de la Gobernación Departamental de Santa Cruz, dirigentes y concejales del municipio de Yapacaní, y la Delegación Defensorial de Santa Cruz como veedora.

En el encuentro se acordó, mediante acta, tres puntos para la pacificación y el levantamiento del bloqueo: coadyuvar en el desarrollo del debido proceso al caso de los seis detenidos preventivos en Yapacaní, repliegue de las Fuerzas Armadas a la localidad de Santa Fe hasta que el bloqueo en esta población se levante y el compromiso de las autoridades y dirigentes de este municipio para coadyuvar en la recuperación de los equipos de la Policía  Boliviana y que esta, a su vez, brinde seguridad a la población de esa región.

Horas previas en Potosí, en el encuentro entre pueblos originarios, la delegación defensorial, la Policía Boliviana, FFAA y Comcipo se logró que la marcha de ese sector se realice de forma pacífica por el centro de la ciudad potosina.

De igual forma, la institución defensorial, a través de su oficina en Oruro, logró que el pueblo originario qaqachaca se comprometa a apoyar la pacificación del país ante las autoridades departamentales.

linkedin