POL 10 -F2- LONGARIC_JALLASI

 

Redacción central – Edición impresa

La ministra de Relaciones Exteriores, Karen Longaric, informó que el otorgamiento de salvoconductos no procede en caso de que los solicitantes tengan sentencias o procesos por delitos comunes.

“El asilo diplomático estaría restringido para aquellas personas que hubiesen cometido delitos comunes, pero ese no es el caso en este momento porque nadie está perseguido aquí; el gobierno de transición de la señora (Jeanine) Áñez no persigue a nadie”, explicó la Canciller.

Con relación a la demanda penal interpuesta por el diputado Rafael Quispe en contra de Evo Morales y otros tres de sus exministros, la jefa de la diplomacia boliviana sostuvo que “tendría que hacernos conocer una orden de imputación formal, porque a solo denuncias que no fueron suficientemente evaluadas en el Órgano Judicial no ameritaría una sindicación de delito común”.

La autoridad nacional indicó que todas las personas que tengan algún reparo en el otorgamiento de salvoconductos a las exautoridades deben hacer llegar sus observaciones hasta la Cancillería para que sean evaluadas.

Indicó que las exautoridades buscaron el asilo porque consideran que su vida corre riesgo, y “si no existe responsabilidad sobre delitos comunes, se les otorgará el salvoconducto”.