Infografía: Yuri Rojas

• Redacción Central /

El juez cautelar de La Guardia, Rodrigo Vedia, ratificó ayer su fallo y ordenó que Misael Nallar continúe detenido 180 días en la cárcel de Chonchocoro, de la ciudad de La Paz, acusado por el asesinato de dos policías y un voluntario del Gacip en Porongo, Santa Cruz.

Esta respuesta surge en cumplimiento a los procedimientos legales después de que el Tribunal Séptimo de Sentencia, integrado por Freddy Coronel, Janeth Paniagua y Llaret Llanos, anulara el fallo del juez cautelar de La Guardia y ordenara que se dicte una nueva resolución fundamentada.

En el último fallo que emitió Vedia, valoró los votos resolutivos de los reclusos de la cárcel de Palmasola, refrendados por la Dirección de Penitenciaría. Además conoció informes del gobernador del penal que certifican que los internos de todos los pabellones -incluso, del recinto de mujeres- se oponen a la presencia de Nallar.

En ese sentido, los argumentos de los abogados de Misael Nallar, dirigidos por el jurista José Islas, quedaron anulados.

Del mismo modo, el juez Vedia explicó que no peligra la vida de Nallar en Chonchocoro y que tampoco está grave de salud como argumentó su defensa. El juez se basa en que Nallar, a su ingreso a este recinto penitenciario, fue valorado por un equipo médico que no evidenció ningún inconveniente médico.

El comandante de la Policía Boliviana, Jhonny Aguilera.

Por lo tanto, el juez de La Guardia ratificó su fallo, lo que significa que Nallar tendrá que continuar, por 180 días en Chonchocoro, al igual que el colombiano Esteban Beltrán Muñoz, en la cárcel El Abra de Cochabamba y Rodrigo Gonzales, en Palmasola, Santa Cruz.

El comandante de la Policía Boliviana, Jhonny Aguilera, confirmó que tras las pericias y la prueba del guantelete se determinó que Nallar disparó un arma de fuego.

“Encontramos en ambas manos del señor Misael Nallar la existencia de nitritos y nitratos que son positivos a pólvora, eso quiere decir que él disparó un arma de fuego. Hemos encontrado también en un vehículo -en el mismo inmueble- dos cartuchos dentro del motorizado”, detalló la autoridad policial.

Toda la vida del beniano fue investigada por diferentes autoridades, destapando una serie de actividades relacionadas con el narcotráfico.

Propiedades de Misael Nallar

La lujosa propiedad llamada “La Bendita” cuenta con una construcción con acabado ostentoso, canchas deportivas con pasto sintético, piscinas, churrasquerías, un espacio para la cría de ganado, lagunas artificiales, animales de distintas especies y dependencias para sus trabajadores.

De acuerdo a las imágenes que han compartido los medios televisivos, se puede ver que se trata de una enorme hacienda con construcciones habitacionales, la casa principal está ubicada cerca de una piscina.

Asimismo, la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen, Felcc, de Santa Cruz incautó decenas de Teryx de un galpón ubicado en la comunidad Los Batos, en Porongo, que se le atribuyen a Nallar.

Nallar tenía un zoológico al interior de su propiedad, donde tenía animales en cautiverio. (Foto: RRSS)

El valor global de las máquinas, según la Felcc, es de más de medio millón de dólares.

Los motorizados, cuyo costo por unidad asciende a $us 50 mil en promedio, se encuentran en un garaje policial en La Guardia para ser sometidos a una serie de pericias.

Hasta el momento, Nallar no pudo justificar cómo puede tener tal cantidad de propiedades a su nombre; es por esto que la Fiscalía anunció que será investigado por legitimación de ganancias ilícitas, además por el delito de asesinato.

¿Cuál era la actividad que le generaba tal cantidad de ingresos? ¿Cuánto percibía como ingreso mensual de la actividad? Son las preguntas que se realizan los investigadores al ver la dimensión y las características de la estancia denominada La Bendita, ubicada en el municipio El Puente en la provincia Guarayos.

Decenas de vehículos Teryx que fueron decomisados en la propiedad de Misael Nallar. (Foto: APG)

Vínculos familiares con el narcotráfico

Según datos recabados de Página 12, Argentina, si bien aún no se encontraron vínculos directos entre Nallar y el narcotráfico, su familia es uno de los clanes más poderosos del narcotráfico boliviano que estaría ligado al Cártel de Cali.

Un informe de Human Rights, indica que el abuelo de Misael Nallar, Amador Nallar, quien fue padre de Jorge Nallar, figuran entre los treinta narcotraficantes más importantes de los años 80, durante del gobierno del dictador Luis García Meza.

La hermana de Jorge Nallar Razuk, Carol Cintia, es esposa del crítico de la derecha Carlos Federico Valverde Bravo, el que denunció que supuestamente Evo Morales habría tenido un hijo con Gabriela Zapata, hecho que habría influido para que el expresidente perdiera el referéndum para habilitarlo a una nueva postulación en febrero de 2016. Posteriormente Valverde ejerció el cargo de jefe nacional de Inteligencia durante el gobierno de Jaime Paz Zamora y hoy ataca a medios estatales como la Agencia Boliviana de Información, ABI. En 1993, Valverde fue detenido en el caso “Estatuillas” pues se determinó que habría participado en el tráfico de pequeñas estatuillas que mezclaban cocaína y porcelana para su exportación.

Tres procesos son los que enfrenta Misael Nallar: legitimación de ganancias ilícitas, delito de trata y tráfico de animales silvestres y delito de asesinato.

Al pasar los años, Misael Nallar se casó con Fernanda Lima Lobo, hija de Jesús Einar Lima Lobo, quien fue capturado en 2019 por un pedido de extradición del Brasil, pero en el gobierno de facto logró huir, para ser recapturado una vez que Luis Arce fuera posesionado como presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, y enviado al vecino país donde cumple una condena de 14 años por haber llevado trescientos kilos de cocaína al estado de Mato Grosso do Sul.

Einar Lima Lobo tiene una hermana llamada Carmen, cuyo esposo fue Célimo Andrade Quintero, representante del cártel de Cali en Bolivia, que estuvo varios años preso en la prisión de máxima seguridad de Chonchocoro en el altiplano paceño. Carmen y Célimo a su vez son padres de Adhemar Andrade, quien en 2017 fue apresado en Brasil con 480 kilos de droga. Fue detenido además, Carlos Andrés Añez Dorado, hijo del hermano de la exsenadora Jeanine Añez, quien estaba como presidenta de facto.

La familia Lima Lobo, igual que Jeanine Añez, son de San Joaquín, una pequeña población en el Beni.

Cronología y datos del caso Nallar

La tarde del 21 de junio, el sargento mayor Eustaquio Olano de 44 años; el sargento primero Alfonso Chávez Flores y el voluntario del Gacip, José Candia Orozco de 27 años, fueron capturados, puestos de rodillas con las manos en el piso; posteriormente les asesinaron por impactos de bala de alto calibre en el municipio de Porongo, en las afueras de la ciudad de Santa Cruz.

El principal sospechoso es el beniano Nallar, yerno del “pez gordo del narcotráfico” Jesús Einar Lima Lobo que está preso en Brasil.

Ahora Nallar tiene dos procesos en su contra, el primero es por asesinato y el segundo por legitimación de ganancias ilícitas.

Actualmente, se encuentra cumpliendo su detención preventiva en la cárcel de Chonchocoro, en la ciudad de La Paz.

Hasta ahora se le decomisaron todas sus propiedades, las cuales no pudo justificar con sus ingresos mensuales.

Misael Nallar tiene 27 años.