XXSOC-F1-AMN-SIÑANIALCALDE

 

Redacción central – Edición impresa

Fabián Siñani reasumió ayer sus funciones como concejal  de SOL.bo y fue recibido en la puerta del Palacio Consistorial por el alcalde Luis Revilla.

A las nueve de la mañana, Revilla aguardaba la llegada de Siñani en el ingreso principal al Palacio Consistorial, mientras que en el atrio decenas de personas portaban incluso arreglos florales.

Siñani arribó al edificio municipal pasadas las nueve e ingresó en medio de apretones de manos y una lluvia de pétalos de rosas rojas y blancas. Al llegar a la puerta, se fundió en un abrazo con el burgomaestre.

Luego, ambos se dirigieron a las gradas que comunican la planta baja con el primer piso, donde se ubica la sala de sesiones del Concejo Municipal.

Posteriormente, Siñani se dirigió al pleno legislativo para reasumir sus funciones, después de siete meses de suspensión, tras ser imputado por la Fiscalía en el denominado caso Tersa, por la presunta comisión de los delitos de incumplimiento de deberes y uso indebido de influencias.

“Cuánta arbitrariedad y abuso ha existido de parte del anterior Gobierno, que ha tomado las instituciones públicas y las ha utilizado como instrumento político; es eso lo que ha ocurrido en mi caso, un arresto domiciliario de siete meses sin ninguna prueba”, afirmó el concejal antes de ingresar al pleno.

El legislador sugirió que el caso debería cerrarse, ya que hasta el momento la Fiscalía solo habría tomado declaraciones de concejales y sindicados.

La concejala de SOL.bo Cecilia Chacón señaló la necesidad de que se reactive la Comisión de Ética, que en carpeta tiene denuncias contra el concejal Siñani por conducta antiética.