El cónsul de Bolivia en España, Alberto Pareja Lozada señaló que no intervino en ninguna transacción o desembolso del contrato de los 170 respiradores. (Foto: GPA Innova)

Jorge Castel / Bolivia

El cónsul de Bolivia en España, Alberto Pareja Lozada, dijo que “solo vio partir el vuelo de BoA” que llevó los 170 respiradores AMBÚ básicos que compró el Gobierno a la empresa española GPA Innova para la emergencia sanitaria del COVID-19. Aseguró que no intervino en ninguna “transacción”.

“Se comunicaron con mi persona para que yo haga la verificación de la existencia de estos respiradores y que se pueda hacer la gestión para despacharlos a Bolivia; la solicitud la hace el Ministerio de Salud”, informó el embajador vía telefónica en una entrevista con el programa “Asuntos centrales” de radio Marítima.

El representante detalló que, concretamente, se le pidió que vaya al almacén de la fábrica y verifique la existencia de 170 respiradores el viernes 8 de mayo. Respecto a otra empresa que tenía respiradores a mitad del precio de venta, dijo que no la conocía.

“De ahí en adelante, una vez empacados los respiradores, se terminó de hacer la gestión de la transferencia y ver que el vuelo de BoA salga en la fecha establecida; luego se informó de que el vuelo partió para Bolivia”, detalló.

El cónsul señaló que no intervino en ninguna transacción o desembolso del contrato de los 170 respiradores. “En ninguna transacción, eso está fuera de mi jurisdicción”, aseguró.

Pareja sostuvo además que “estos respiradores se encuentran en el hospital Clinic, que es uno de los hospitales más reconocidos en Barcelona (…). Mi gestión comenzó el 9 de marzo, es mi primera experiencia en la carrera diplomática”.