El médico voluntario Kurt Paulsen reveló que la alta cantidad de infectados en Trinidad se dio por el mal manejo de protocolos de bioseguridad. (Foto: K. Paulsen)

Jorge Castel / Bolivia Digital

El médico voluntario Kurt Paulsen, que arribó junto a otros colegas a Trinidad, Beni, en pasadas horas para reforzar el trabajo médico en la lucha contra el coronavirus, reveló que la alta cantidad de infectados en esa capital se dio por el mal manejo de protocolos de bioseguridad.

“Me impactó la bioseguridad, no contaban con el material adecuado como los barbijos, falta el manejo de la bioseguridad, en eso estamos fallando mucho, esa es la causa de tanto contagio”, relató el especialista en pediatría.

El profesional partió junto a otros destacados galenos de la campaña solidaria “Médico a médico”, que decidieron “dar una mano” a sus colegas de Trinidad que atraviesan una crisis sanitaria con un incremento de casos y de fallecidos por el virus, que ya infectó a 679 personas y mató a 47.

El equipo de médicos voluntarios paceños en Trinidad, tiene la guía del doctor Augusto Cordero, que es el presidente de la Sociedad Boliviana de Infectología (SBI) (Foto: K. Paulsen)

Paulsen sostuvo que el equipo tiene la guía del doctor Augusto Cordero, que es el presidente de la Sociedad Boliviana de Infectología (SBI). “Él es el que hizo las normas nacionales del COVID-19, entonces, lo tenemos acá; ya empezamos con las charlas, este miércoles tenemos capacitación al personal en temas de bioseguridad, que es lo que está fallando”.

“Luego vimos algunas falencias en los hospitales; hemos estado en terapia intensiva del Germán Bush, en la sala COVID-19; hemos hablado con los doctores, con los pacientes. Tenemos un intensivista que es el presidente de la Sociedad de Terapia Intensiva (STI), que apoya a dos médicos internistas”, detalló Paulsen.

El equipo también visitó el hospital Materno Infantil, donde constató que no existen pediatras, por lo que se definió que se apoyará por tres días al nosocomio, teniendo en cuenta que solo está un residente, ya que los médicos resultaron infectados con coronavirus y, por lo tanto, no pueden asistir al centro.

“Entonces, nos daremos un tiempo de 12 horas por unos tres a cuatro días para estar en el hospital, para la visita, pasar las indicaciones y todo eso. Fue una jornada movida y mientras nos quedemos, queremos dar el mayor apoyo, hacemos coordinación con La Paz; hay mucho apoyo, se sumaron y mandaron mucho equipo de bioseguridad para los colegas del Beni”, informó el médico.

Los galenos llegaron a Trinidad con material de bioseguridad que consiste en unos 4.000 barbijos, 5.000 batas y también guantes. “El apoyo no solo es humano, sino material a los colegas”, señaló Paulsen.

Una brigada de médicos de La Paz llega a Trinidad con el propósito de reforzar la lucha contra el COVID-19 en el departamento del Beni que tiene más de 500 casos positivos del peligroso virus. (Foto: K. Paulsen)

El profesional agradeció la recepción del pueblo de Trinidad, que los esperó con alimentación y un hotel para su estadía.

También reconoció que están expuestos al riesgo; sin embargo, indicó que los médicos saben que estudiaron “para servir”. “Yo creo que si en La Paz hubiéramos tenido este problema, también nos apoyarían. Me gustaría que no solo sean médicos de La Paz, sino que los colegas de otras ciudades también se animen y que otro grupo vaya a colaborar a Montero”.

“Sabemos que es un epicentro, nos decían ‘cómo van a meterse a un lugar donde hay tanto contagio’. Uno de mis hijos que estudia Medicina me dijo que quería venir, le dije que todavía no tenía experiencia. Espero que sirva nuestro granito de arena”, puntualizó Paulsen.