El ministro de Planificación del Desarrollo, Sergio Cusicanqui, en conferencia de prensa. (Foto: Jorge Mamani)

• Gabriela Ramos /

El levantamiento estadístico en Santa Cruz, anunciado por el gobernador Fernando Camacho, fue desestimado por el ministro de Planificación del Desarrollo, Sergio Cusicanqui, pues el Instituto Nacional de Estadística (INE) ya cuenta con esa información.

Cusicanqui señaló que el anuncio hecho por la autoridad departamental cruceña evidencia el nivel de improvisación con que se maneja la Gobernación, al proyectar un proceso estadístico de un momento a otro.

“Esa información que pretende recabar la Gobernación de Santa Cruz ya se la recaba a través del INE porque cada año hace la encuesta de hogares”, señaló la autoridad.

El titular de Planificación precisó que la encuesta de hogares se efectúa en todo el país hace más de 15 años y recaba datos sobre salud y condiciones de las familias en términos económicos. 

El gobernador cruceño anunció la realización de un “levantamiento estadístico” para contar con indicadores sociales, de pobreza, migración y datos actualizados de la población para contrastarlos con el Censo 2024.

Cusicanqui advirtió que este proceso evidencia también el nivel de politización que se da al proceso censal, desde la Gobernación y ciertos círculos de las élites cruceñas.

El presidente de la Cámara de Diputados, Freddy Mamani, advirtió que la “encuesta” de Camacho es una prueba de su desesperación por haber fracasado en el intento de generar conflicto.

Mamani aclaró que el gobernador no puede hacer un proceso censal en Santa Cruz, pues estaría transgrediendo la Constitución Política del Estado (CPE), que señala como atribución exclusiva del Gobierno central la realización de procesos censales.

“Siguen politizando el tema del Censo para ocultar la mala gestión del gobernador  Camacho”, concluyó.

El titular del Senado, Andrónico Rodríguez, también se manifestó en este sentido y aclaró que “todos los municipios y departamentos pueden hacer un relevamiento de datos o encuestas, pero el Censo es atribución exclusiva del Gobierno central, a través del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Clemente Ramos, asambleísta departamental de Santa Cruz, cuestionó al gobernador cruceño por lo que considera “un derroche de recursos”, toda vez que organizar y llevar adelante el proceso que Camacho plantea le costará al departamento al menos Bs 4,2 millones, recursos que “podrían ser invertidos en obras”, remarcó.

“Todos los municipios piden obras, tienen necesidades apremiantes y Camacho no tiene la capacidad técnica de ejecutar las obras, pero usa la Gobernación para proyectarse políticamente”, cuestionó.