Las actividades se desarrollan con normalidad en esa urbe. (Foto: El Alto Digital)

Bolivia Digital

Un recorrido que hizo la Red ATB por la ciudad de El Alto, principalmente por la avenida Panorámica, la avenida Juan Pablo II e inmediaciones de la feria 16 de Julio, evidenció que la ciudadanía de esa urbe aún circula y realiza sus actividades con absoluta normalidad a pesar de las restricciones.

Se comprobó la presencia de muchas personas que transitan en grupos, en parejas, en bicicletas e incluso se quedaron en las esquinas para conversar.

Ante la consulta respecto a los motivos de su presencia en las calles, varios dijeron que no sabían sobre las prohibiciones, que debían ir donde otros familiares e incluso alguno dijo que solo Dios salvaría a la humanidad de esta pandemia.

No faltó la persona que dijo que era una exageración y pidió al Gobierno dejarlo transitar.

Efectivos militares y policiales se desplazaron por diversas zonas para hacer cumplir la cuarentena, pero sobre todo por la feria 16 de Julio para no permitir el asentamiento de comerciantes y por la zona de Senkata, un sector que se resiste a las restricciones.