La Paz / Bolivia Deportes

Los futbolistas bolivianos pasan hoy el Día del Trabajo en medio de una difícil situación laboral y económica debido a la pandemia del nuevo coronavirus, mientras que los dirigentes tratan de alivianar la carga de sus clubes con la medida de poner topes salariales a los jugadores.

Debido a la falta de ingresos la crisis en los clubes se agravó, ya anteriormente varias entidades afrontaban dificultades y la mayoría tiene deudas con sus jugadores, como que todavía no cancelaron los salarios de febrero, salvo cuatro.

Pese a que la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) recibirá ayuda económica por parte de la Conmebol y la FIFA, que será repartida entre los clubes, se tomó la decisión de reducir los sueldos de marzo, abril y mayo, que los futbolistas rechazan.

Otra medida es poner topes salariales, así lo dio a conocer el presidente de la FBF, César Salinas. “Se ha planteado en la División Profesional que después de que pase la pandemia hay que hacer un compromiso de caballeros, para que exista un monto tope de sueldo para los jugadores. Ojalá se pueda dar”.

Salutación

Más allá de esa situación, los clubes felicitaron a sus jugadores por el Día del Trabajo. “Felicidades a nuestros jugadores, cuerpo técnico, médicos, ayudantes y utileros de esta temporada”, escribió The Strongest en Facebook.

La felicitación se hizo extensiva a todos los trabajadores del país. “Desde el club saludamos en su día a todos los trabajadores y en especial a los stronguistas. Un abrazo para quienes diariamente dignifican con su esfuerzo el sentido del trabajo honesto”.

Bolívar también saludó a la gente que brinda su esfuerzo en Bolivia. “Feliz Día del Trabajo a todas las personas que trabajan con ilusión, esfuerzo y valentía ¡Nunca bajes los brazos, la derrota no debe existir en tu mente!”, señala una nota en Facebook.

Mientras que el presidente de la Academia, Marcelo Claure, escribió en Twitter: “Feliz día del trabajador a los bolivianos. ¡Quiero agradecer hoy en especial a los trabajadores de la salud que están jugando un partidazo frente al coronavirus!”.