Pasajeros hacen fila para abordar una aeronave en un aeropuerto boliviano. (Foto: Archivo)

Bolivia Digital

Con el fin de evitar la propagación del coronavirus en el país, cuyos casos positivos ya suman 61 a escala nacional, la presidenta Jeanine Áñez dispuso el cierre total de todas las fronteras; sin embargo, los ciudadanos extranjeros que desean retornar a sus naciones podrán hacerlo solo si sus autoridades están de acuerdo y hacen las gestiones para los viajes.

Marcel Rivas, director general de la Dirección General de Migración (Digemig), explicó que solo se permitirá la salida de extranjeros a través de gestiones de sus respectivas embajadas, lo que incluye la contratación de aviones y la garantía de las conexiones en los aeropuertos por donde saldrán del país.

“Ante todo sus países deben aceptar su salida porque es la única forma que permitimos que salgan los extranjeros. El ingreso a Bolivia está restringido por las fronteras terrestres y aeropuertos salvo casos excepcionales que tengan que ver con la seguridad nacional o seguridad sanitaria”, detalló en entrevista con la Red Uno.

Agregó que otra forma de salida provocará un caos en las fronteras porque los ciudadanos que quieran salir no ingresarán a otros países.

“En el caso de Chile, Perú y Brasil ya no permiten ingresos de ciudadanos y nosotros no podríamos tener ciudadanos que salgan y no tengan dónde ingresar, por eso se ha determinado que la única forma es que la salida se dé en coordinación con la Cancillería”, apuntó.

Para las próximas horas está prevista la salida de un avión a Europa y otro a Estados Unidos para transportar a ciudadanos extranjeros que no pudieron salir de Bolivia; sin embargo, se aclaró que la aeronave de Boliviana de Aviación (BoA), que se dirigirá a Miami, retornará del país del norte solo con sus tripulantes y traerá insumos de bioseguridad.

Respecto a la situación de los bolivianos en el exterior, Rivas afirmó que ninguno puede ingresar de manera legal porque en el país se vive una situación de emergencia.

“Se debe comprender que en la medida en que no cumplamos con las determinaciones de la cuarentena más tiempo estaremos padeciendo, estamos entrando en la etapa crítica de la infección y más gente es vulnerable. Es duro, pero va a pasar en la medida en que se comprenda que se debe cumplir con la cuarentena, no salir de manera innecesaria y evitar las multitudes”, manifestó.

En cuanto a la condición de ciudadanos extranjeros en el país, explicó que para ellos rige la misma restricción que en el caso de los bolivianos, es decir, solo pueden salir un día a la semana, lo que debe estar acorde con la terminación del último número de sus documentos de extranjería o pasaportes.

Asimismo, aclaró que si un extranjero tiene su documento vencido o excedió su tiempo de permanencia en Bolivia, no correrán multas y que los días que pasaron no perjudicarán en su estadía regular, situación que se solucionará cuando se resuelva este problema.