Rabia-canina

 

ABI / Bolivia Digital

El jefe regional de Vigilancia Epidemiológica, Rubén Castillo, informó hoy el fallecimiento de una niña de siete años de edad que fue internada con síntomas de rabia humana en el Hospital del Niño ‘Manuel Ascencio Villarroel’ de la ciudad de Cochabamba.

«Ella llegó con signos aparentes de rabia humana (…), fue trasladada a terapia intensiva, donde permaneció hasta ayer (martes) en la noche, donde falleció», informó a los periodistas.

Explicó que tomaron una muestra biológica de la menor para su análisis en laboratorio, con el objetivo de confirmar o negar si falleció o no por rabia humana.

Recordó que la menor llegó al centro médico hace dos días con un cuadro evolutivo de sus síntomas de cerca de dos semanas.

Dijo que una investigación epidemiológica determinó que la pequeña tuvo hace tres meses contacto con un perro, de cerca de un año de edad, en la zona Villa Israel de la ciudad de Cochabamba.

Detalló que el can falleció el 19 de noviembre mientras era buscado y no se le pudo tomar una muestra cuando se le encontró.

«Aparentemente (el contagio) ha sido por contacto con mucosas. A eso atribuimos», agregó.

Detalló que la menor presentó hace una semana una alteración neurológica con alucinaciones y delirios, además de dificultad para deglutir que podría relacionarse con la hidrofobia, además de aerofobia.

«También tuvo un deterioro neurológico grave. Tenemos patrones clínicos, como la Escala de Coma de Glasgow. Ingresó con Glasgow 12, a las horas un Glasgow 9 y prácticamente entró en coma», explicó.

La autoridad regional recordó que un caso de fallecimiento por presunta rabia humana fue descartado en mayo por laboratorio y la víctima fue una menor de nueve años.