Dirigencia de la Fejuve en conferencia de prensa. (Foto: Archivo)

• Romina Montoya/

La Federación de Juntas Vecinales (Fejuve) de la ciudad de El Alto se declaró en estado de emergencia y advirtió a los sectores radicales opositores que continúan intentando desestabilizar al país que no permitirán que se interrumpa la gestión del presidente Luis Arce.

“El Alto está movilizado y declarado en estado de emergencia, y de ninguna manera permitiremos que se interrumpa la gestión del hermano Lucho y David porque fueron elegidos en las urnas de forma democrática y el voto del pueblo debe respetarse por encima de todo”, afirmó el presidente de la Fejuve de El Alto, Pablo Daza.

Expresó su pleno apoyo y respaldo a la gestión del Primer Mandatario en beneficio de la paz social, el desarrollo económico y la salud de los bolivianos.

El dirigente puntualizó que las organizaciones sociales continuarán trabajando de la mano con el Gobierno nacional en temas como la lucha contra el Covid-19, mejorar las condiciones de la educación y por sobre todo alcanzar un mejor crecimiento económico para el país.

Exhortó a las autoridades gubernamentales a continuar la lucha contra la pandemia del coronavirus con las campañas de vacunación masiva, tomando en cuenta la presencia de nuevas variantes de esa enfermedad.

LinkedIn