PAIS-SUCRE

 

Redacción central – Edición impresa

El fiscal departamental de Chuquisaca, Mauricio Nava Morales, informó ayer que se admitió la demanda contra el gobernador de Chuquisaca, Esteban Urquizu, por la presunta comisión de los delitos de incumplimiento de deberes y abandono del cargo.

“El 14 de noviembre se interpuso una denuncia contra la autoridad por la presunta comisión de los delitos de incumplimiento de deberes y abandono del cargo, por tal motivo, el martes fue notificado personalmente en instalaciones de La Madona para que preste su declaración informativa el viernes 22 de noviembre a las 09.00”, sostuvo.

Asimismo, señaló que se conformó una comisión de fiscales que trabaja en la recolección de elementos de prueba que puedan servir para emitir una resolución.

Adelantó que se convocó como testigos a asambleístas departamentales, la secretaria del gobernador y su director jurídico; asimismo, se emitieron los requerimientos de las grabaciones de cámaras de seguridad, certificaciones de recursos humanos, entre otros. Señaló que todos esos elementos permitirán esclarecer el caso.

El 10 de noviembre de 2019 se conoció que el gobernador de Chuquisaca habría presentado su renuncia luego de conocer el informe de la OEA sobre las elecciones generales del 20 de octubre, desde esa fecha no se supo de su paradero.

En ese contexto, en las pasadas horas, la autoridad departamental reapareció y pidió que le dejen terminar su mandato. Afirmó que nunca pensó en renunciar, por lo que demandó garantías para retomar sus labores y dejar todo saneado. Sobre dónde se encontraba, dijo que estuvo en distintas comunidades.

“Por favor, déjennos continuar y déjennos trabajar. Le pedimos a la población, a las demás instituciones y a las organizaciones sociales en el departamento para que concluyamos y dejemos saneada la institución como Gobierno Departamental Autónomo de Chuquisaca”, manifestó a los periodistas.

Urquizu insistió en que nunca pensó en renunciar.