Bolivia Digital

Una comisión de fiscales de Cochabamba realizó este martes el allanamiento de las oficinas de la alcaldía cochabambina y de dos empresas distribuidoras, tras haber recibido dos denuncias por la presunta adquisición irregular de alcohol etílico y barbijos KN95, realizada en los últimos meses.

“Estos allanamientos se realizaron para poder colectar elementos que coadyuven en la investigación de estas dos denuncias que fueron presentadas ante el Ministerio Público, en el lugar se secuestraron algunos documentos que serán analizados por la comisión de fiscales a cargo del caso”, informó el Coordinador de la Fiscalía Especializada de Anticorrupción, Limbert Claure.

La autoridad agregó que también se allanaron las oficinas de dos empresas proveedoras de barbijos y de alcohol etílico a la alcaldía de ese municipio, adquiridos durante el periodo de la cuarentena.

De acuerdo a los antecedentes, el 2 de julio se presentaron dos denuncias en contra de funcionarios de dicha Alcaldía por la presunta adquisición irregular de 10 mil botellas de alcohol etílico, de un litro, con un precio de Bs 225 mil y 20 mil barbijos KN95 por un monto de Bs 660 mil.