Marcelo Navajas a su ingreso a la FELCC. Llegaba para emitir su declaración. (Foto: Bolivia)

 

Eliana Uchani / Bolivia Digital

La presidenta Jeanine Áñez decidió alejar de su cargo al ministro de Salud, Marcelo Navajas, y a todos los funcionarios que son investigados por la compra con presunto sobreprecio de 170 respiradores destinados para los enfermos de COVID-19.

La ministra de Comunicación, Isabel Fernández, señaló que esta decisión fue asumida para no entorpecer las investigaciones a cargo del Ministerio Público. A la vez, anunció que coadyuvarán con todo el proceso y pidieron celeridad en las pesquisas.

«Como Gobierno se coadyuvará con todo el proceso de investigación y por ello se ha decidido apartar a todos los servidores públicos que estén involucrados y son investigados. La Presidenta ha decidido apartar al ministro Marcelo Navajas y con esto se pretende evitar cualquier interferencia en el trabajo de investigación», afirmó la autoridad.

Al momento, Navajas fue aprehendido por la presunta compra irregular de 170 respiradores a la empresa española GPA Innova. Existen otros cuatro funcionarios que están en esa misma situación, dos pertenecen a esa cartera de Estado y el resto son consultores.

La ministra de Comunicación, Isabel Fernández, en conferencia de prensa. (Foto: Bolivia)

Por otra parte, Fernández indicó que de forma interina Eidy Roca se quedará al frente del Ministerio de Salud, al momento cumplió funciones como viceministra de esa entidad estatal.

Con relación a la investigación, la ministra indicó que la Mandataria instruyó que se investigue todo el proceso de contratación, espera que el Ministerio Público determine los grados de culpabilidad y participación para que se definan las sanciones correspondientes.

“El Gobierno no permitirá actos de corrupción ni ningún mal manejo de recursos públicos, peor aún en medio de la situación de emergencia sanitaria que atraviesa el país”, enfatizó la autoridad.