El ministro de la Presidencia, Yerko Núñez. (Foto: Min. de la Presidencia)

ABI / Bolivia Digital

El ministro de la Presidencia, Yerko Núñez, garantizó el viernes el cumplimiento del Decreto Supremo 4217, que establece un seguro para profesionales y trabajadores de salud del sector público y privado.

«Hay un decreto supremo y obviamente que los decretos supremos son para cumplirse, por lo tanto, si ha fallecido o tiene alguna enfermedad que haya adquirido fruto de combatir este virus, obviamente que para eso es el decreto, se va a cumplir», subrayó en una conferencia de prensa.

Las declaraciones de la autoridad fueron vertidas un día después de conocerse el fallecimiento en Santa Cruz de una enfermera a causa del COVID-19. Según medios, se desconoce si la profesional contrajo el virus durante el ejercicio de sus funciones o si padecía alguna enfermedad de base, pero era una residente en Roboré que fue trasladada días atrás al hospital de segundo nivel Pampa de la Isla.

El  Decreto Supremo 4217 autoriza la contratación de un seguro para profesionales y trabajadores en salud del sector público y privado, este es anual, colectivo y establece un monto de indemnización de hasta 100 mil bolivianos.

Esa norma, además, determina que el Estado cubrirá la atención médica de profesionales y trabajadores en salud en establecimientos del subsector público, en un esfuerzo por brindar todas las condiciones para asegurar el cuidado de las familias bolivianas.

Núñez aseguró que el Gobierno nacional trazó una estrategia nacional para enfrentar la pandemia «con unidad, con mucha solidaridad y con mucha disciplina».

En esa línea, garantizó que el Gobierno apoyará «a cada boliviano que lo necesite» mediante los bonos Canasta Familiar, Familia y Universal, además de fortalecer el sistema de salud con la adquisición de más de 500 respiradores, y la instalación de unidades de terapia intensiva, «invirtiendo todos los recursos necesarios para poder combatir esta pandemia».