Arturo Murillo, Ministro de Gobierno. Foto: Archivo

ABI

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, afirmó, este miércoles, que no se asumen acciones para desbloquear las rutas, cerradas por grupos afines al MAS en todo el país, debido a que se prioriza el diálogo para resolver el conflicto electoral y para evitar que hayan muertos como busca ese partido.

«¿La gente se preguntará por qué no actúan y por qué no desbloquean todo? Estamos agotando el diálogo porque sabemos que lo que está buscando el MAS es muerte. Sabemos que en cuanto actúe el Ejército y la Policía, ellos van a matar a su gente como lo hicieron en noviembre de 2019», señaló Murillo, durante una entrevista con radio Panamericana.

La autoridad señaló que sostuvo una reunión con su colega de Defensa, Luis Fernando López y autoridades del Alto Mando Militar y Policial y se están analizando las estrategias que se asumirán para resolver este conflicto.

No obstante, Murillo no descartó que se intervengan los bloqueos una vez que se agote el proceso de diálogo.

«No queremos que haya muertos ni por COVID-19 ni por enfrentamientos, pero una vez agotado el diálogo y tenemos que intervenir los bloqueos, lo vamos a hacer», aseguró la autoridad.

La postura surge luego de que por tercer día consecutivo sectores afines al MAS, liderados por la Central Obrera Boliviana (COB), mantienen varios puntos de bloqueo en las carreteras del país en rechazo a la postergación de las elecciones para el 18 de octubre.

La nueva fecha fue establecida por el Tribunal Supremo Electoral (TSE), tomando en cuenta que entre los meses de julio y septiembre se registrarán los picos más altos de contagios de coronavirus, según parámetros científicos y técnicos.

El cierre de las rutas provocó que el oxígeno medicinal no pueda ser transportado por los camiones y se agote el suministro del producto en los centros hospitalarios, que lo requieren para atender a los pacientes con COVID-19. En tanto, la medida de presión también impide el transporte de medicamentos, alimentos y otros productos.

La autoridad precisó que existen entre 75 y 80 puntos de bloqueo en todo el país y que la mayor cantidad se ubica en las regiones de Cochabamba y Oruro.

Ante esto, recordó que el martes se trasladaron vía aérea al menos 400 tubos con oxígeno medicinal hasta La Paz, El Alto, Cochabamba y Oruro, donde grupos afines al MAS establecieron varios puntos de bloqueo.

Por ello, el Ministro anunció que se efectuarán otros vuelos más para trasladar más tubos de oxígeno.

«Nosotros aún no hemos actuado porque estamos precautelando la vida porque sabemos que existen sicarios entre los bloqueadores que portan dinamitas y armas de fuego para matar a su propia gente y echarnos la culpa, como ocurrió en noviembre de 2019 en la ciudad de El Alto», insistió Murillo.