• Redacción Central /

“Hacia un futuro innovador para todos” es el lema que empapeló la ciudad durante todo el proceso previo al evento deportivo más importante del mundo.

Además de prometer ser los Juegos Olímpicos más tecnológicos de la historia, la otra palabra clave para los organizadores es la “sustentabilidad”. Con la intención de extender su lucha contra el cambio climático, durante la competencia se buscará reducir las emisiones de dióxido de carbono, maximizar el uso de energías renovables, racionalizar el uso apropiado del agua y alcanzar la meta de basura cero.

Un claro ejemplo de ello es la campaña que se realizó para la creación de las más de 5.000 medallas de oro, plata y bronce que se repartirán en las distintas disciplinas. El comité organizador pidió a los ciudadanos de Japón que donen los artefactos electrónicos que no utilizan (teléfonos celulares, cámaras digitales y laptops, por ejemplo) para recolectar las ocho toneladas de metal bruto para la confección de las preseas.

La recolección fue un éxito, según afirmaron desde la organización, y se realizó desde abril de 2017 hasta el 31 de marzo de 2019. Las preseas fueron diseñadas por el japonés Junichi Kawanishi, quien ganó un concurso en el que participaron más de 400 contendientes.

“Es realmente importante tener medallas llenas de esperanzas y sueños de personas de todo Japón”, manifestó la luchadora Eri Tosaka, medallista de oro en Río de Janeiro 2016 en la presentación oficial de las preseas a inicios de 2020.

linkedin