Añez (centro) ingresa al penal miraflorino acompañada de una policía y de su hijo José Armando Rivera. (Foto: El Universo)

• Redacción Central /

Como resultado de un acuerdo con Régimen Penitenciario, José Armando Rivera, hijo de la expresidenta Jeanine Añez, pasó la noche del sábado con su mamá al interior del penal miraflorino para acompañarla y evidenció que la exmandataria está con mejor ánimo, bien atendida y tomando todos sus medicamentos.

“Está un poco más tranquila, con mejor ánimo porque he podido acompañarla y verificar que se encuentra bien, atendida y tomando sus medicamentos”, dijo a los periodistas al salir del penal.

Ayer por la mañana, el director general de Régimen Penitenciario, Juan Carlos Limpias, anunció que se aceptó que un familiar de la exmandataria se quede a dormir acompañándola en su recuperación y en el tema anímico.

“Estamos coordinando que la acompañe la familia en la recuperación. El sábado se ha quedado el hijo y habilitamos un espacio con todas las condiciones mínimas”, explicó la autoridad en conferencia de prensa.

Al pasar la noche con Añez, los familiares también estarán pendientes de que la expresidenta no se autolesione, como lo hizo la madrugada del sábado al provocarse algunas heridas en su brazo.

“El sábado, el personal médico de Régimen Penitenciario tomó contacto de lo que pasó con Añez y se informó de las autolesiones. Nuestro personal de manera oportuna ha logrado atenderla y asistirla, y se ha comunicado de inmediato con la familia. Han venido sus hijos, abogados y médicos valorando todo lo que hizo”, señaló.

Ayer al mediodía, una de las hermanas de Añez ingresó al penal a visitarla y luego su hija Carolina también lo hizo para estar al lado de su mamá.

Rivera confirmó que su madre está más tranquila y acompañada por su familia; sin embargo, cuestionó que no dejen ingresar a parlamentarios de oposición.

NO HAY VULNERACIONES

Ante las denuncias y acusaciones infundadas y sin pruebas de políticos de oposición y otra gente que afirma que se violan los derechos de Añez dentro de la cárcel, y que su vida está en peligro, Limpias remarcó que se respetan todos los derechos humanos.

“Desde el inicio de su privación, esta administración habilitó ambientes adecuados para atender su salud, tiene un espacio con todos los servicios básicos para tratar su hipertensión y con insumos y medicación necesaria, además de un médico las 24 horas”, detalló.

Enfatizó en que desde el primer día de reclusión la administración penal abrió la posibilidad de que la familia la visite, es así que entraron sus hijos a verificar el espacio de confinamiento y su salud.

Respecto al estado de salud, se permitió el ingreso de su médico particular en varias oportunidades y ella rechazó tomar medicamentos a pesar de que estaba con ese tratamiento hace más de 10 años.

“La alimentación la ha rechazado porque se dijo que la podíamos envenenar, no come de la olla común, pero para evitar susceptibilidades hemos pedido a la familia, a costo del propio privado de libertad, que mejore su alimentación y sus familiares llevan desde el primer día sus alimentos tres veces al día y los entregan en propia mano, incluso otros días se quedan a compartir con ella”, apuntó.

Limpias estableció que todo lo que se está haciendo hasta la fecha en favor de Añez ha sido en total respeto de los derechos humanos y de su condición de privada de libertad.

DECLARACIONES SIN FUNDAMENTOS

La autoridad expresó su molestia por declaraciones que cuestionan el trabajo de los profesionales de salud de Régimen Penitenciario sólo con el afán de protagonismo político.

“Hemos escuchado a exautoridades y políticos aprovechándose de una persona (Añez), de sus condiciones y estado de salud. Salen a la palestra hablando de derechos humanos olvidándose de que en la gestión pasada había total vulneración de derechos humanos, pero ahí no se manifestaron con tanta contundencia”, dijo.

Indicó que se ha dado un paso fundamental para callar a las personas que no escuchan ni piden información.

“No tenemos observación del Alto Comisionado sobre vulneración de derechos ni ninguna observación de la Defensoría del Pueblo sobre defensa de derechos. Hemos manifestado nuestra molestia porque hay profesionales trabajando y esforzándose”, apuntó.

LAS VISITAS

Ayer por la mañana, la representante de la oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Bolivia, Yulia Babuzhina, ingresó al penal de Miraflores para verificar el estado de salud y las condiciones en las que se encuentra Añez.

“Se habló con ella de manera confidencial. Se realizaron visitas similares varias veces, desde el 20 de marzo, para coadyuvar en la mejoría de las condiciones de reclusión de la señora Añez como de otras internas”, indicó.

CAROLINA RIVERA PARTICIPÓ EN LA JUNTA MÉDICA

El viernes se realizó una junta médica para evaluar el estado de salud de Añez y al margen de la participación de médicos profesionales, especialistas del Hospital del Tórax, galenos de la familia Añez, Régimen Penitenciario, Defensoría del Pueblo, entre otros, también estuvo presente Carolina Rivera.

“Agradecimos la apertura de los médicos de dejarla participar (Rivera) para que escuche todos los criterios. Estuvieron dos de sus abogados y se debatió todos los resultados e historia clínica de Añez. En ningún momento ellos han desacreditado el trabajo que se ha realizado por Régimen Penitenciario”, dijo Juan Carlos Limpias.

LinkedIn