Un vehículo de la Policía transporta una imagen de Jesucristo crucificado; atrás ciudadanos acompañan el vía crucis desde sus ventanas, La Paz. (Foto: APG)

Roberto Medina / Bolivia Digital

La conmemoración católica del vía crucis, uno de los ritos más importantes de la Semana Santa, se desarrolló con miles de feligreses confinados en sus domicilios y con una peregrinación que recorrió al menos 30 kilómetros de La Paz en vehículos de la Policía.

Esta inédita celebración se desarrolló de este modo por efecto de la pandemia del coronavirus, que ya ocasionó más de 100 mil fallecidos en todo el planeta y medidas de confinamiento que impiden eventos de asistencia masiva de personas.

La procesión comenzó en la Catedral Castrense de Irpavi, luego de una misa ofrecida por monseñor Fernando Bascopé. Luego, a bordo de un vehículo de la Policía, recorrió las principales arterias de La Paz.

En el cortejo participó el comandante de la Policía, general Rodolfo Montero; el arzobispo de La Paz, monseñor Edmundo Abastoflor, y el obispo castrense, Fernando Bascopé.

La primera estación fue en la Iglesia de San Miguel, donde el párroco hizo una oración en la que pidió reflexión, paz y salvación.

Durante el recorrido, los paceños se asomaron a las ventanas y balcones para seguir el paso del vehículo policial, y a pesar de las ganas de acompañar a las imágenes de Cristo, tuvieron que quedarse en sus casas cumpliendo la cuarentena total.

Aplausos, oraciones, lágrimas y pañuelos blancos de parte de los ciudadanos se vieron en las distintas zonas al recibir la bendición, mientras clamaban al Creador su ayuda para que pase la pandemia, que ya infectó a más de 200 personas en el país.

La cuarta estación fue en la residencia presidencial, donde monseñor Fernando Bascopé hizo una oración en la que pidió fortaleza para la mandataria Jeanine Áñez, a fin de que tenga la entereza, la fuerza y el coraje para enfrentar al coronavirus. La Jefa de Estado subió a la terraza de la infraestructura y escuchó con atención la plegaria.

La procesión siguió por la calle 21 de Calacoto, avenida Fuerza Naval, Mecapaca, Obrajes, San Jorge, Jaimes Freyre, estadio Bolívar, avenida Buenos Aires, Estación Central, avenida Perú, avenida Sucre, Tejada Sorzano, plaza Villarroel, avenida Busch, Villa Copacabana, Cruce de Villas, Miraflores, Hospital Obrero, Alto Obrajes, Bella Vista y retornó a la iglesia castrense.