Una reunión del COED de La Paz.

Erika Ibargüen A. / Bolivia Digital

El alcalde Luis Revilla manifestó que los municipios de El Alto y La Paz decidieron tener un control razonable ante el número no significativo en el incremento de casos positivos por COVID-19, después de la reunión de autoridades del Centro de Operaciones de Emergencia (COE) de La Paz, que coordina acciones.

“Esto no significa que bajaremos la guardia porque sabemos que se producirá un incremento de casos y esperamos manejarlo adecuadamente a través de los hospitales y de los centros de aislamiento que tenemos”, señaló después de la evaluación de la cuarentena en el BOL-110.

Sin embargo, enfatizó en que la responsabilidad es también de la ciudadanía porque esta es la que pide el retorno de las actividades económicas.

“En caso de que los números suban considerablemente se retornará a una cuarentena más rígida”, afirmó.

“Espero que haya un mejor comportamiento y esto ayude a controlar la epidemia aun con el funcionamiento de actividades económicas”, agregó.

Por su parte, la alcaldesa de El Alto, Soledad Chapetón, comentó que la cuarentena dinámica y flexible tiene normas estipuladas para que se cumpla el control y la aplicación con sanciones.

“Por ejemplo, en El Alto sabemos que tanto conductores como pasajeros están expuestos por necesidad, así que les pedimos que si tienen urgencia de salir, lo hagan, pero con todas las medidas de bioseguridad y si no es necesario, quédense en casa”, recomendó.

Apoyo a Beni

En cuanto a la crisis por la que atraviesa el departamento de Beni, que es el más golpeado por el coronavirus, Revilla manifestó que La Paz y El Alto prestarán todo el apoyo necesario y se sumarán a las estrategias nacionales.

“Esto le puede pasar a cualquier departamento, es ahora cuando debemos ayudarnos y mantenernos unidos”, indicó.

Por otra parte, anunció que se determinó dar paso a la actividad de los profesionales odontólogos y también peluqueros una vez se establezcan normas y sanciones para que funcionen como es debido.

Por su parte, el director del Servicio Departamental de Salud (Sedes), René Sahonero, reafirmó que estos dos sectores empezarán a funcionar (odontólogos y peluqueros) de acuerdo con el instructivo del COED.

“Todo esto se analiza y el viernes daremos a conocer cuál es el protocolo que deben cumplir para evitar contagios y cuáles serán las sanciones de no acatarlas”, manifestó.

Sahonero recomendó a las personas ser disciplinadas, caso contrario ―advirtió― se retornará a la cuarentena rígida para evitar más contagios.