La Policía realiza controles para hacer cumplir la cuarentena, dictada para mitigar el impacto del coronavirus COVID-19. (Foto: Opinión)

Efectivos de la Policía detuvieron ayer a 443 personas en distintos sectores del país debido a que incumplieron la cuarentena total para evitar la propagación del coronavirus y salieron de sus domicilios a pesar de la prohibición.

Asimismo, se retuvieron 68 motorizados porque sus propietarios infringieron la norma y circularon sin autorización.

Al respecto, el general Rodolfo Montero señaló hoy que a diario se reducen los casos de infractores, pero que no es suficiente, por ello los controles serán más efectivos y más contundentes por parte de la Policía y las Fuerzas Armadas.

“El fin de semana hubo un comportamiento más aceptable, no hubo ferias y vemos que la gente se concientiza. La desinformación de semanas anteriores hoy se cae por su propio peso y la única forma de vencer la pandemia es cumpliendo la cuarentena”, dijo.

Para que se reduzca más la cantidad de infractores, la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH) instruyó la suspensión en la venta de combustible a quienes incumplan las normas.

Por otra parte, Montero destacó la coordinación que ejecutan los comandantes departamentales en cada región con las distintas instituciones para que la ciudadanía no se perjudique.

Uno de estos actos es la presencia de uniformados en los mercados y la instalación de rejas para que solo adquieran diversos productos las personas autorizadas para salir a partir de su número de carnet.