La UTF dependiente del TSE fue creada para la regulación, fiscalización del patrimonio, origen y manejo de recursos económicos de organizaciones políticas. (Foto: APG)

Bolivia Digital

Las organizaciones políticas deberán transparentar y presentar los documentos sobre su patrimonio, origen y manejo de su fortuna — con corte contable al 31 de diciembre de 2019 — ante el Tribunal Supremo Electoral (TSE) hasta el 31 de agosto.

La documentación contable servirá para demostrar ante sus militantes y la ciudadanía el manejo de su riqueza.

“Por disposición del Reglamento de Fiscalización a Organizaciones Políticas (Resolución TSE-RSP-ADM Nº 0232/2019), el plazo para la presentación de estados financieros correspondientes a la gestión 2019 se cumple el 31 de agosto de 2020”, señala el comunicado de la institución.

En el caso de las Organizaciones de las Naciones y Pueblos Indígenas Originario Campesinos, la entidad electoral solicita el acta de la asamblea que contiene la rendición de cuentas anual correspondiente a la gestión 2019.

Según la ley del Órgano Electoral Plurinacional (OEP), la ley del Régimen Electoral y otras normas establecen que los partidos en carrera electoral presenten los respaldos a la Unidad Técnica de Fiscalización (UTF) que demuestren el “manejo responsable y transparente” de su fuente de financiamiento.

La UTF fue creada para la regulación, fiscalización del patrimonio, origen y manejo de recursos económicos de organizaciones políticas, y el financiamiento de propaganda electoral en procesos electorales, referendos y revocatorias de mandato, en coordinación con la Contraloría General del Estado. La información generada será pública y difundida periódicamente por el TSE.