Productos alterados o modificados. (Foto: La Vanguardia)

Erika Ibargüen A./Bolivia Digital

Es importante y responsable que se etiqueten los productos alimenticios transgénicos para darle la oportunidad al consumidor de elegir si los consumirá o buscará otro producto natural u orgánico.

Así opinó el especialista en alimentos Oswaldo Kinn en una entrevista con la Red Uno sobre la determinación de Bolivia de dar paso a la investigación con transgénicos, largamente esperada por el sector agroindustrial del país, entre fuertes críticas de otros ámbitos, no solo el ecologista.

“Los transgénicos pueden generar problemas a la larga en las personas, pero de manera inmediata en la tierra porque va asociado a un mayor uso de químicos que se filtran en los suelos, contaminan las aguas y por ende todo lo que es la flora y la fauna en general”, señaló Kinn.

Indicó que si bien los transgénicos tienen muchas cosas positivas, es importante que la población conozca cuáles son esos productos y que los etiqueten para que decidan si los van a consumir o no porque a la larga podrían tener alguna complicación.

“Por ejemplo, el 50% del algodón a nivel mundial es transgénico y trae beneficios, no debemos ser tan reacios al respecto, hay algunos productos que si bien son transgénicos permiten crecer al país”, aconsejó.

“Yo en particular elijo los orgánicos porque me siento más tranquilo y seguro porque sé que a largo plazo no voy a tener problemas. Estamos hablando de la salud de las personas y hay que ir despacio”, dijo.