Economía, educación y lucha contra la pandemia fueron las prioridades en los seis meses de gestión del Presidente del Estado Plurinacional de Bolivia.(Foto: Presidencia)

Por: Daniela Nina, Nicolás Melendres, Eduardo Medina, José Aramayo y Marco Santivañez Fotografía: Freddy Zarco, Reynaldo Zaconeta

Vistiendo un traje azul, combinado con una camisa blanca, medias y zapatos negros, el presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Luis Arce Catacora, ingresó al salón del piso 22 en la Casa Grande del Pueblo, donde recibió a los periodistas de los medios estatales para realizar una entrevista tras sus primeros seis meses de mandato después del régimen de facto que destruyó la estabilidad que tenía el país. Humilde, seguro y amable se mostró con los comunicadores.

 “Están más nerviosos que yo compañeros”, indicó mientras esbozaba una sonrisa y permitía que le instalen el micrófono para luego acomodarse en el sillón blanco junto a la periodista de Patria Nueva, Daniela Nina.

Economía, salud y educación son los tres ejes que el Presidente considera que son los pilares más importantes que se recuperó en Bolivia tras el golpe de Estado perpetrado en 2019.

Durante 90 minutos el primer mandatario explicó lo que se hizo en los primeros seis meses de gobierno, habló de los proyectos a futuro que tiene para un crecimiento sostenido del país; recordó acongojado los momentos más difíciles de su salida a México y su retorno a Bolivia para encarar una de las campañas presidenciales más duras, debido al sistema de facto que tenía el Estado, además de la pandemia que se vivía a nivel mundial.

Su plato favorito, el club de sus amores, la cotidianidad en su hogar junto a su esposa, la investigación, el quehacer en el poco tiempo libre que tiene, fueron abordadas en una entrevista coloquial con el presidente del Estado, Luis Arce Catacora.

El presidente Luis Arce durante la entrevista con medios estatales.

CUANDO ESTABA EN LA POSESIÓN DE MANDO DECÍA A SU FAMILIA CINCO AÑOS MÁS DE PACIENCIA Y TOLERANCIA. USTED HA SIDO, POR BASTANTE TIEMPO, MINISTRO DE ECONOMÍA, ESTUVO CON EL PRESIDENTE EVO MORALES Y USTED SABE QUE COMO FUNCIONARIO PÚBLICO, UNO TIENE INGRESO PERO NO TIENE RETORNO ¿CÓMO EQUILIBRA EL TEMA DE SER PADRE DE FAMILIA Y TAMBIÉN GOBERNAR A NUESTRO PAÍS?

Es muy complicado, por supuesto, administrar el tiempo como uno quisiera, pero el rato que uno está con la familia tiene que darle calidad de tiempo. Esa es la manera que uno tiene para poder equilibrar los compromisos, el trabajo, las reuniones, los viajes, que uno tiene que hacer con el poquito tiempo que uno le puede dedicar a la familia, así que hay que dedicarle calidad de tiempo.

Felizmente los hijos ya están algo creciditos, dos de ellos ya han hecho su familia así que no tengo mucha obligatoriedad de estar conduciéndolos; pero en la casa siempre hay que dedicarse un tiempo a las tareas normales y cotidianas que una persona hace en su hogar. Muchas veces hay que ordenar, muchas veces hay que ayudar en la limpieza y combinar esto con todo el trabajo y todo el compromiso que uno tiene en las actividades cotidianas del día al día.

Población recibe a Luis Arce en el Aeropuerto de El Alto, a su llegada de Argentina.

USTED ES CONOCIDO POR LAS CIENCIAS ECONÓMICAS, FUE ESTUDIANTE, DOCENTE Y DESPUÉS MINISTRO DE ECONOMÍA ¿QUÉ HUBIESE PASADO SI NO HUBIESE SIDO ECONOMISTA? ¿QUÉ PROFESIÓN HUBIESE ESCOGIDO?

Bueno, es muy interesante la pregunta porque yo era inclinado a los números y la pretensión que tenía como muchos de mis amigos, de ese momento, era estudiar ingeniería electrónica, ese era mi deseo. Lamentablemente yo salí bachiller el año 80 y ustedes saben que había la dictadura de García Meza. Se complicó el año escolar por una parte. Yo estaba metido en temas del partido socialista 1, en realidad desde muy joven, y no había cabida todavía a la universidad porque la manejaba gente de la dictadura.

Mis amigos entraron a la universidad y yo no pude entrar, yo estuve rezagado, mis amigos lograron entrar a lo que queríamos estudiar, muchos entraron a ingeniería civil y yo tenía que entrar a ingeniería electrónica. No pudo ser y gracias al deporte, logré entrar a la carrera de economía.

Fueron momentos muy interesantes, pero sin embargo, miren ustedes como es la vida, en el test de aptitudes que nos hacían en el colegio para ver donde uno puede estudiar, a mí me salía medicina como la primera opción y muy de lejos con las otras como ingenierías o arquitectura. Primero era medicina y bueno, miren ahora, estoy de economista.

EN LA ETAPA ELECTORAL VIMOS FACETAS DE USTED QUE NO CONOCÍAMOS. LO VIMOS, POR EJEMPLO JUGANDO BÁSQUET, PERO ALGO QUE LLAMA PARTICULARMENTE LA ATENCIÓN ES VERLO COREANDO CON GUITARRA EN MANO EL TEMA PARA EL PUEBLO LO QUE ES DEL PUEBLO. COMÉNTENOS PRESIDENTE ¿CÓMO NACE SU AFICIÓN POR ESE INSTRUMENTO? ¿CÓMO EMPIEZA A TOCARLO? ¿TIENE ALGUNA CANCIÓN FAVORITA?

Desde muy niño, muy joven, aprendí a tocar charango primero y tuve inclinación de aprender a tocar varios instrumentos. Tocaba charango, zampoña y más adelante mi tío, que tenía una guitarra Yamaha, me acuerdo muy bien, vi cómo tocaba muy bien ese instrumento, yo lo veía y entonces quise aprender.

Un día me dijo ‘aquí está la guitarra, si quieres entras, la utilizas’, porque él sabía porque me veía tocar charango. Yo soy autodidacta, aprendí a tocar solo el charango, la zampoña y también aprendí a tocar solo la guitarra.

Por supuesto, los grandes músicos que me ven tocar van a decir que algunas cosas no las hago muy ortodoxamente, y es porque aprendí solo a tocarla. Desde ahí mi afición por la música, por interpretar piezas musicales, precisamente la música nacional que es uno de mis géneros favoritos.

Tengo varias canciones que me gusta tocar en guitarra. Las canciones de protesta, por supuesto, han formado mi juventud, en la universidad, cuando en esas veces los jóvenes, en la universidad, lo que hacíamos era estudiar.

Yo hacía un poco de política también, estuve en los centros de estudiantes y todo eso. También, por supuesto, en algunas oportunidades había las guitarreadas que eran muy famosas entre los universitarios y por supuesto era uno de los invitados especiales, ustedes se imaginarán porque.

EN SU ESCASO TIEMPO LIBRE ¿CUÁLES SON SUS ACTIVIDADES? ¿QUÉ LE GUSTA MÁS? ¿CUÁL ES SU PLATO TÍPICO FAVORITO DE BOLIVIA? ¿CUÁL ES SU EQUIPO? CUÉNTENOS POR FAVOR

El tiempo libre hoy escasea, pero cuando yo tenía cierto tiempo libre, a mí siempre me ha gustado investigar, leer, es mi afición. De muy pequeño me gustaba la investigación y también aprendí solo a investigar y por eso es que hemos podido elaborar varios artículos bastante innovadores en el aspecto económico, por ejemplo.

El poco tiempo libre cuando lo tengo, hay que leer, hay e estudiar, hay que investigar, me gusta, yo creo que es una de las mejores cosas que uno puede hacer con su tiempo libre.

Yo soy stronguista desde muy niño, en realidad creo que ya en mi cuna estaba el amarillo y negro, soy stronguista de corazón. Tengo recortes de los equipos desde que tengo uso de razón. Tengo recortes del equipo The Strongest cuando antes del accidente de Viloco. Tengo fotos de los arqueros, de los jugadores. He coleccionado siempre las fotografías del Tigre.

Mi plato favorito es, por supuesto, un plato muy típico boliviano, paceño, que es el fricasé.

HAY DOS MOMENTOS ESPECIALES EN ESTA ÚLTIMA ETAPA ANTES QUE SEA USTED MANDATARIO DE BOLIVIA. EL PRIMERO ES LA SALIDA HACIA MÉXICO, IRSE DE LA PATRIA Y EL SEGUNDO, CUANDO EMITEN SU NOMBRE EN EL PALACIO Y LEGISLATIVO, DONDE DICEN LUIS ARCE CATACOR A, PRESIDENTE DEL ESTADO PLURINACIONAL DE BOLIVIA ¿CUÁLES SON LOS SENTIMIENTOS QUE USTED TENÍA EN ESTOS DOS MOMENTOS?

El primer momento, por supuesto, una enorme tristeza. La forma en que tenía que salir de mi país porque pese a que tenía el salvoconducto, la Policía Boliviana y algunos agentes en el aeropuerto hicieron todo para que no me vaya, así que no es cierto eso de que yo tenía salvoconducto y me fui feliz. Por suerte habían algunos compañeros en el aeropuerto que tomaron algunas imágenes de lo que ocurría.

 Si no hubiese sido por una actitud muy decidida de la embajadora de México, de la embajadora de Uruguay, que me acompañaban en ese momento, yo les aseguro que no me hubiera ido pese a tener un salvo conducto.

También hay que reconocer a un diplomático argentino que estaba ahí en ese momento, porque todos los que estábamos yendo en ese viaje, algunos inclusive que estábamos en la embajada, ya estaban abordando el avión.

Yo no había pasado migración porque no había la instrucción para que yo pueda tomar el avión, pese a tener el salvoconducto firmado por el gobierno de facto Entonces, yo sentí una profunda tristeza de cómo estaba saliendo de mi propio país, siendo ultrajado. Me querían hacer pasar por el escáner donde hacen pasar a los narcotraficantes, en mi vida hubiera imaginado que un policía piense que estaba relacionado con el narcotráfico.

 De las instrucciones que recibían ellos para hostigarnos hasta el último momento, para no dejarnos ir en realidad, porque ese era el objetivo que yo no salga del país, repito, pese a tener un salvoconducto. Me iba triste porque dejaba la familia.

Al margen de dejar a la familia, dejaba mi pueblo, mi país y yo tenía que salir por cuestiones de salud. Yo me hago hacer un examen, ya estaba en deuda con el médico porque, si no me equivoco, en septiembre, octubre, ya tenía que estar haciéndome los exámenes de rutina que me suelo hacer por la condición de salud que tenía anteriormente.

Yo tuve que salir y estábamos saliendo en el mes de diciembre. Entonces, me iba triste porque dejaba a la familia, a los amigos, dejaba a mi país. Decía ‘cómo puedo salir en estas condiciones de mi país luego de haberle dado todo’. (Se le llenan de lágrimas los ojos al presidente, se acongoja y levanta la mirada para seguir la entrevista) Fue un triste momento, pero la historia nos reivindica cuando las organizaciones sociales en Argentina nos nominan como uno de los candidatos por el Movimiento Al Socialismo. Han sido varios de ellos, éramos cinco en realidad en la lista, lo recuerdo bien. Bueno, al final del debate logran un acuerdo que después se plasma en una campaña que también ha sido muy complicada en nuestro país por muchas razones y se logra el 55% gracias al apoyo popular, a la conciencia del pueblo boliviano, yo creo que es muy importante ese hecho.

Ya en el Palacio, uno dice caramba miren, uno salía en esas circunstancias y luego uno vuelve al país luego de una campaña muy dura, muy arriesgada inclusive porque estábamos en plena pandemia y había que hacer campaña, había que tener roce con las personas, con el pueblo, había que escuchar en cada uno de los nueve departamentos lo que le pueblo estaba pensando, lo que sentía en ese momento el pueblo y lo que quería el pueblo boliviano.

Eran momentos sumamente importantes para la población. Había una sensación de tristeza, de dolor, de temor al mismo tiempo sumado con todo ese sentimiento en contra de un gobierno que había utilizado la fuerza para someter al pueblo, para cometer una serie de irregularidades, por ponerlo en ese término, que por supuesto eran absolutamente deplorables.

Me tocaba, luego de estar ahí en la Asamblea Legislativa y recibir la banda, la enorme, enorme responsabilidad de poder atender todo lo que esperaba el pueblo boliviano. Yo sentí primero que nada la enorme responsabilidad que me estaba dando el pueblo boliviano.

Me sentí honrado por el apoyo que hemos tenido y por supuesto, tenía el compromiso de trabajar, de tener que hacer las cosas bien para no defraudar esa confianza que el pueblo boliviano había depositado en uno.

¿CÓMO LE GUSTARÍA QUE LE RECUERDE EL PUEBLO BOLIVIANO DESPUÉS DE ESTOS CINCO AÑOS EN LA HISTORIA DE NUESTRO PAÍS?

Por supuesto, como un buen presidente que trabajó por su pueblo, especialmente por los más pobres, los más humildes. Creo que hemos hecho un modelo económico que beneficia y que busca mejorar la calidad de vida de los más pobres, de los más marginados, de los que no tenían oportunidades y el modelo, durante los primero 14 años de nuestro gobierno del Movimiento Al Socialismo, dio resultados y dio buenos resultados con respecto a otros que se aplicaron en la región y en el mundo, y por lo tanto para mí, el gran orgullo sería que el pueblo me recuerde como un presidente que trabajó, que hizo lo que tenía que hacer y que benefició por supuesto a los más empobrecidos.

USTED NOS COMENTÓ HACE UN MOMENTO QUE EN SU JUVENTUD, MILITANDO EN EL PARTIDO SOCIALISTA UNO, VIVIÓ UNA ÉPOCA DEL GOLPE DE ESTADO CON GARCÍA MEZA Y EL DÍA QUE ASUMIÓ LA PRESIDENCIA, EN SU DISCURSO, USTED CITÓ AL LÍDER SOCIALISTA MARCELO QUIROGA SANTA CRUZ, NOS DIJO NO ES EL ODIO QUE IMPULSA NUESTROS HECHOS, SINO, UNA PASIÓN POR LA JUSTICIA. EN ESTE MARCO CONCEPTUAL ¿CÓMO SE ESTÁ LLEVANDO A CABO EL PROCESO DE RECONCILIACIÓN DEL PUEBLO BOLIVIANO TOMANDO EN CUENTA QUE HUBO MASACRARES EN SENKATA, SACABA, HUAYLLANI Y LA VIOLACIÓN DE DERECHOS HUMANOS?

 Lo que hay que entender, en realidad, es que la verdadera paz va a venir con justicia. No puede uno pensar siquiera, como lo hacía el gobierno neoliberal, el gobierno de facto, de que se puede pacificar sin justicia. Había 36 muertos, hay heridos, hay familias, personas que han perdido familiares. Ha habido gente torturada y si no se resarce todo ese daño que se ha hecho, es difícil pensar en una paz.

Es difícil, es absolutamente idealista pensar esto. Está bien para el discurso, ellos lo hicieron, pensaron que sacar los tanques era pacificar. La pacificación no va por ese lado, va por hacer generar justicia y cumplir lo que el pueblo boliviano mandaba durante esas jornadas cuando hacíamos campaña, cuando el pueblo nos decía que quería empleo, trabajo, economía, cuando nos decía la gente ‘hay que recuperar la patria’, entonces todo eso hacíamos, creo que todo eso forma parte de la verdadera pacificación.

PESE A LA CRISIS DEL AÑO PASADO, AÚN HAY INTENTOS DE DESESTABILIZAR ESTE GOBIERNO DEMOCRÁTICAMENTE ELECTO ¿CÓMO SE PRETENDE CONTRARRESTAR ESTOS ATAQUES?

Yo creo que el pueblo boliviano lo que quiere ahora es tranquilidad, el pueblo boliviano en octubre del año pasado decidió. Tenían las opciones, estaban ahí los golpistas que candidatearon y la gente, a nivel nacional, decidió.

 Yo creo que esa voluntad del pueblo tiene que respetarse. Lo que nosotros vamos a hacer para poder responder esos intentos de desestabilización, es mostrar gestión y mostrar resultados. Tenemos un plan que lo estamos cumpliendo, todo lo que habíamos prometido en campaña lo hemos ejecutando.

Habíamos hablado del Bono Contra el Hambre, lo hemos hecho; habíamos hablado del Impuesto a las Grandes Fortunas, lo hemos hecho; hemos hablado de recuperar la patria y hemos implementado nuestro modelo económico social comunitario productivo y está dando resultados porque ya lo indicadores empiezan a mostrar buenos signos económicos. Hay indicadores muy importantes que muestran esa reversión de la tendencia que teníamos en años anteriores. Ahora, por otra parte, no solamente tiene que ver con gestión, también tiene que ver con esto que hablábamos de justicia.

Ellos tienen que entender que si no hay justicia nunca vamos a poder generar esa paz social y nunca vamos a poder avanzar porque son temas que a la sociedad le interesa y también porque hubo mucho dolor, hubo mucha muerte. Se manejaron mal muchas cosas en el estado y estamos tratando de revertir todos esos temas con gestión, con resultados y creo que la población ya lo advirtió en los seis primeros meses de nuestro gobierno. Al empezar no habían tests, por ejemplo, para el coronavirus.

Tenemos ahora tests, hemos distribuido gratuitamente a la población para que se hagan pruebas; tenemos vacunas, hemos mejorado la dotación de elementos de bioseguridad a la población, hemos relazando el proceso educativo en el país cuando el año pasado simplemente la incapacidad de los golpistas hizo que tuvieran que clausurar el año escolar, nosotros hemos arrancado el año escolar, hay educación para los niños, para los jóvenes.

En fin, yo creo que hemos hecho varias cosas al margen de lo económico que la gente, el pueblo, está esperando y poco a poco está viendo que la cosa va mejorando y, en la medida que vayan pasando los meses, la población va ir notando que vamos mejorando cada vez más.

EN ESTOS SEIS MESES SE HA VISTO QUE VARIOS ACTORES POLÍTICOS QUE HAN PARTICIPADO EN EL GOBIERNO DE FACTO Y QUE ADEMÁS TIENEN DENUNCIAS DE CORRUPCIÓN, PRINCIPALMENTE SOBRE EL NEPOTISMO, TAMBIÉN SOBRE LA AFECTACIÓN A LAS EMPRESAS ESTATALES, HOY ACUSAN AL GOBIERNO DE VULNERACIÓN DE SUS DERECHOS Y DE PERSECUCIÓN POLÍTICA INCLUSO EN FOROS INTERNACIONALES ¿CUÁL ES SU OPINIÓN AL RESPECTO?

 Es una doble moral porque fueron ellos más bien los que violaron, cuando estaban en el gobierno, los derechos humanos, los debidos procesos, fueron ellos los que abusaron del poder. Están las imágenes circulando en redes, yo no me estoy inventando absolutamente nada.

 Lo cierto es que ese hecho contrasta ahora con una posición absolutamente de victimización cuando en realidad es nuestro gobierno el que ha respetado el debido proceso, el que ha respetado los derechos humanos. Es más, vemos en redes muchas veces que dicen algunos comentaristas que está bien que respetemos los derechos humanos, pero ya parecen privilegios.

Realmente hemos tratado de mostrar cómo se debe tratar a la gente; pese a lo que haya hecho, merece un juicio responsable, que se respeten los debidos procesos, que se defienda, pero que también no se victimicen en una doble moral habiendo ellos violado claramente los derechos humanos, habiendo cometido conductas antieconómicas con el Estado, habiendo incurrido en actos de corrupción que eso es justamente lo que está en discusión en la justicia.

 La corrupción no puede ser una persecución política, es un tema que hubo un daño económico al Estado y eso es lo que nos toca ver por obligación, porque si no lo hago, como p r e s i d e n t e , de denunciar todos estos hechos, claramente la ley 1178 va a caer sobre el que no denuncie, el que no haga nada, sabiendo que hubo estos temas.

Tenemos la obligación de hacerlo, los ministros tienen la obligación de hacerlo. Todo funcionario que haya encontrado este tipo de hechos tiene la obligación de denunciar cuando hay un atentado contra el patrimonio del pueblo boliviano. Por lo tanto, nosotros creemos que eso, que claramente es una doble moral.

DURANTE LA ETAPA DEL GOBIERNO DE FACTO Y TAMBIÉN EL GOBIERNO ACTUAL, SIEMPRE ESTUVO EN TELA DE JUICIO LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN ¿CUÁL ES SU OPINIÓN SOBRE LOS MEDIOS Y QUE ROL CONSIDERA USTED QUE DEBEN TENER LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN EN BOLIVIA?

Los medios de comunicación hoy cumplen un rol sumamente importante y tienen que asumir con suma responsabilidad este tema. Hoy la gente necesita información, pero información fidedigna, real de lo que está pasando en el país, porque en su momento hubo cuestionamientos a los medios de comunicación que salía del pueblo boliviano, que nosotros veíamos con mucha preocupación porque es un sector tan importante en la sociedad, es el sector que transmite la información a la gente.

La gente, con esa información, toma decisiones y en momentos de pandemia, por ejemplo, veíamos como había medios en nuestro país, pero solamente informaban una parte de la realidad, cuando había otra realidad que estaba sufriendo, era el pueblo boliviano que no tenía cobertura. Entonces, aquí nuestros medios de comunicación tienen que darse cuenta que tienen un rol sumamente importante y tienen que saberlo llevar adelante con absoluta responsabilidad e imparcialidad, mostrando justamente que son eso: medios de comunicación.

Nosotros creemos que nuestros medios de comunicación tienen todavía la posibilidad de poder corregir, algunos, no todos, esa actitud hacia el pueblo boliviano. Yo veía en la campaña lo que decían nuestros compañeros, lo que decía el pueblo sobre los medios de comunicación y nos preocupaba porque eran adjetivos calificativos bastante duros Está la gran oportunidad que tienen los medios de reivindicarse con el pueblo y cumplir ese rol fundamental de informar.

EL GOBIERNO DE FACTO SE MARCÓ POR LA VULNERACIÓN DE DERECHOS HUMANOS, TEMA DE CORRUPCIÓN Y PARALIZACIÓN DE OBRAS. UNO DE LOS TEMAS IMPORTANTES ES LA INDUSTRIALIZACIÓN DEL LITIO QUE QUEDÓ PARALIZADA ¿CÓMO SE VA A REACTIVAR EL PROYECTO ASUMIENDO QUE EN ALGÚN MOMENTO EL MAS-IPSP TENÍA EL OBJETIVO DE QUE BOLIVIA SEA EL CORAZÓN ENERGÉTICO DE SUDAMÉRICA? ¿CÓMO RETOMAMOS ESTA OBRA?

Muchas obras han estado paradas y mucho de la estrategia que se tenía para dejar un país con crecimiento sostenido, lamentablemente se han truncado, por eso nos referimos a una reconstrucción de la economía, en ese sentido.

En el tema del litio, por ejemplo, el haber estado al margen del negocio de la producción del carbonato de litio, del cloruro de potasio, en fin, durante 11 meses, ha sido fatal porque nuestra YLB se frenó, se paró, pero la tecnología a nivel mundial siguió avanzando.

Cuando nosotros retomamos el proyecto, me reuní con la gente de YLB, me informaron en la situación en la que estaban; hicimos las proyecciones de cuánto tiempo nos tardaría llevar el proyecto, con la tecnología que estábamos llevando adelante y estamos hablando que el 2026, 2027, recién estaríamos disfrutando de una producción importante de litio y de baterías de litio que queremos. Eso, lamentablemente, nuestra economía no iba a aguantar.

Tenemos estos cinco años para reconstruir la economía y para sentar los cimientos de un crecimiento sostenido y entre ellos tiene que ver con el litio. Hoy el litio cobra, como nunca, una importancia en el mundo porque todo se está transformando de la energía en base a fósiles hacia las energías alternativas y el litio se convierte claramente en una opción de acumulación de energía eléctrica que puede servir para vehículos híbridos o simplemente eléctricos.

Tenemos que recuperar todo el tiempo perdido porque el año 2019, producto justamente de movilizaciones, se paró el proyecto que ya estaba avanzado con los alemanes y ahora hay que dar un salto cualitativo porque la tecnología, hoy, felizmente nos permite cambiar la tecnología que estábamos efectuando el 2019 por una nueva que se llama de extracción directa del litio, que nos puede permitir acortar periodos de tiempo.

 En lugar de estar pensando en 2026, 2027, ya podríamos estar hablando de 2024, 2025 y usted dirá que son dos años, pero sí, dos años en los que todo puede pasar con el mercado del litio Bolivia tiene que apurarse, tenemos que apretar el acelerador en la industrialización del litio y eso es justamente lo que se le instruyó al Ministro de Energía e Hidrocarburos que hace poco tuvo un evento con varias empresas extranjeras que vinieron a mostrar las virtudes de las diferentes tecnologías dentro de este marco de nueva tecnología de extracción directa del litio Esto nos permite acortar tiempos y por lo tanto, empezar a recibir, como país, beneficios de la exportación de litio y baterías de litio de manera mucho más oportuna porque la economía boliviana necesita tener una diversificación. Estamos hablando de la industrialización del gas, del hierro el Mutún, de la exportación de energía eléctrica de la producción de alimentos, en fin, varias cosas, pero entre ellas, también está la industrialización de litio.

EN ESTE MARCO DE LA REACTIVACIÓN ECONÓMICA, USTED HA RECIBIDO BÁSICAMENTE UN PAÍS QUE HA SIDO GOLPEADO POR UN GOBIERNO DE FACTO, POR UNA PANDEMIA MAL ADMINISTRADA. SIN EMBARGO, EN ESTOS SEIS MESES DE GOBIERNO SE HA MOSTRADO UNA ESTABILIDAD EN LOS PRECIOS Y AL MISMO TIEMPO A UNA ESTABILIDAD ECONÓMICA. ¿QUÉ FACTOR Y QUÉ MEDIDAS SE HAN VENIDO TOMANDO PARA HACER ESTA REACTIVACIÓN ECONÓMICA PROGRESIVA?

Es muy importante esa pregunta, porque es clave para entender lo que viene. Primero hay que recordar que estábamos atravesando una crisis económica que tenía dos fuentes. La primera, la que nunca han querido aceptar los economistas neoliberales, fue el retorno del neoliberalismo desde noviembre del año 019 en el país y ¿cómo se manifestó este neoliberalismo? Se cortó la inversión pública como mencionaba aquí nuestra miga periodista.

Se congelaron las inversiones públicas, primer elemento, segundo se le dio mayor protagonismo a la empresa privada, sino, vean el problema BoA Amaszonas, por poner simplemente un ejemplo. Posteriormente de ello viene la pandemia. O sea, ya estábamos mal, ya la economía estaba en caída por la aplicación del modelo neoliberal que afectó noviembre, diciembre de 2019, enero, febrero, marzo, cinco meses de aplicación pura de modelo neoliberal porque recién en marzo convengamos que recién ingresa el Covid-19 al país.

Hubieron cinco meses donde el neoliberalismo puro actuó y por supuesto esas medidas equivocadas hicieron que caiga la producción en el país. Hubo una desaceleración tan grande, que solo en el primer trimestre, si la memoria no me falla, estamos hablando de una caída de cerca de seis puntos porcentuales en el Producto Interno Bruto.

 Luego viene, evidentemente, la pandemia y eso, de la manera en que se encaraba la pandemia en el país, termina de hundir lo poco que quedaba parado luego de la aplicación del sector del neoliberalismo en el país y hemos tenido cerca del 12 por ciento de caída del Producto Interno Bruto, como nunca, ni siquiera en la época de la UDP.

Para quienes recordamos, quienes tenemos algunas canitas, sabemos y nos acordamos lo que era el periodo de UDP, no tuvimos este indicador tan grande de caída, cerca del 12 por ciento del Producto Interno Bruto, eso es muy grande. Entonces, realmente estamos atravesando una crisis profunda.

La pandemia lo que hizo fue, a nosotros nos costó levantar la demanda interna, el consumo de los bolivianos, la inversión de los bolivianos y la pandemia, juntamente con la equivocada política económica neoliberal que se aplicó dese noviembre del año 2019, redujo a añicos la economía, mató la demanda interna, mató la producción, mató la inversión nacional.

 Teníamos una tarea sumamente complicada que la seguimos encarando, por supuesto, pero las políticas tenían que ser de acuerdo al diagnóstico que se tenía. Recuerdo en la campaña que ninguno de los candidatos tenía un diagnóstico adecuado de lo que tenía que hacer en materia económica. Todo era que el MAS ha hecho esto, que el MAS, que el MAS, pero nunca había una propuesta para el país, nosotros sí la teníamos. La gente hoy no se siente decepcionada porque está viendo que hay resultados.

 Nosotros lo que hicimos fue justamente todo lo contrario, descongelamos la inversión pública, hicimos el máximo de los esfuerzos de reanudar la inversión pública, empezamos a ejecutar en noviembre, en diciembre, aceleramos la inversión pública como nunca, hemos visto que lo poco que hemos podido hacer en noviembre y diciembre del año pasado, ha tenido nomás su efecto en la economía, sino, la caída hubiese sido mucho más grande que el 12 por ciento.

Hemos tenido un buen efecto en esos dos meses y en todos esos dos meses ya se formulaba el Bono Contra el Hambre, que era una política que la aplicamos para justamente incrementar la demanda interna que estaba prácticamente en shock. Es como tener un paciente en coma y de pronto ¿Qué se le da a ese paciente en coma y además un coma inducido? ¿Qué se le da para que pueda reaccionar? Uno de esos elementos fue la inyección de recursos a través del Bono Contra el Hambre.

Segundo, reactivamos la inversión pública y para eso tuvimos que diseñar este impuesto a las grandes fortunas, tratar de recoger lo que se podía en impuestos, reactivar nuestras empresas públicas que estaban sin liquidez. En el gobierno de facto había sacado un decreto donde decía que si pueden que se reactiven las empresas públicas pero el tesoro no les iba a dar un centavo, eso trababa todo el circuito de la economía. Por ejemplo, teníamos un gran problema en minería.

En minería, Huanuni vendía el estaño a la fundidora, y también las empresas cooperativas y privadas vendían estaño a Vinto, pero Vinto no tenía plata para pagarles. Entonces se trababa la producción, no había sueldos para las empresas mineras, entonces, era prácticamente que se estaba condenando hasta que se cierren las empresas públicas y nosotros lo que hicimos fue todo lo contrario, nuevamente, con nuestro modelo económico inyectamos recursos a Huanuni, a Vinto, inyectamos recursos a nuestras empresas públicas para que reaccionen.

 Las empresas publicas empezaron a reaccionar generaron producción, ese incremento de la inversión más la reacción de la empresa pública, género que la inversión privada, que el consumo tras la inyección del Bono Contra el Hambre empiece a reaccionar y este paciente que estaba en coma inducido, empiece a reaccionar. Lo hemos visto ya con algunos síntomas, signos vitales, por ponerlo con la analogía médica, ya en enero, febrero, hemos empezado a ver algunos signos promisorios que se consolidan en marzo, que mejoran en abril y que ya en el mes de mayo uno puede decir ya estamos.

Si antes estábamos cayendo en caída libre, estuvimos detenidos, ahora empezamos la salida del fondo del problema, estamos muy contentos que ha estado dando resultado todo el plan que se había generado. Sin duda, no se olviden, uno de los factores fue el crédito del 0,5% que lanzamos para las pequeñas y microempresas que está dando resultado.

 Muchas empresas, las micro, especialmente, estaban absolutamente en el fondo porque se habían consumido su propio capital, porque ¿qué hacían? Tenían que pagar alquileres, no tenían recursos, no vendían, no producían, entonces se lo comían su capital. Inyectamos ese capital, empezó a reaccionar, se empieza a mover la industria, la materia prima, en fin, la sustitución de importaciones poco a poco empieza a funcionar y todo ello ya conduce a que los signos económicos sean mucho, mucho mejores.

Hay un indicador muy interesante del impuesto al valor agregado que mide un poco cómo reacciona el consumo y el consumo ha subido en cifras muy importantes, entre un 20, 25 por ciento de incremento en los primeros meses de este año del impuesto de valor agregado; es una cifra muy importante que nos mide la reacción.

Otra cifra muy importante que yo no quiero dejar pasar fue lo que ocurrió en el mes de octubre y noviembre del año pasado que también sirvió de mucho a la economía. Durante la campaña, que estuvimos haciendo el año pasado en plena pandemia, había un indicador que el gobierno de facto nunca quería e inexplicablemente los medios de comunicación también no lo mencionaban, era un incremento inusitado de dólares en el Banco Central de Bolivia.

Las ventas de dólares durante toda la campaña fueron incrementándose. Era la gente que retiraba su dinero de los bancos, que a su vez recurrían al final al prestamista de última instancia que es el Banco Central y eso subía la compra de dólares, había incertidumbre.

Tenemos las elecciones en octubre de ese año y de pronto hay una caída, pero dramática, de la venta de dólares en el Banco Central de Bolivia, es impresionante. Eso ocurre inmediatamente después del resultado de las elecciones, lo que claramente evidenciaba que la población tiene una alta c o n f i a n z a en el buen manejo económico que vayamos a hacer en el país.

 Eso fue fundamental porque de pronto esa venta de dólares reflejaba una variable que se llama las Reservas Internacionales que es una variable muy importante. En el gobierno de facto, hemos llegado a cifras muy bajas y nosotros hemos tratado de mantener y hemos subido, en los últimos meses, poco, cierto, son 200 millones de dólares que subieron las reservas, pero ya es un cambio de tendencia. De tener una caída persistente, de pronto subir 200 millones, miren como nos hemos alegrado cuando hemos visto ese cambio de tendencia en el indicador.

Como ya las otras cifras han empezado a corroborar este hecho, como el saldo positivo de la balanza comercial y todavía sin hacer mucho en tema de buscar financiamientos externos ni nada de eso, entonces todo eso apunta de que ya estamos saliendo del fondo del problema y que claro, la reactivación, el crecimiento, va a ir lentamente, pero en la línea y dirección correctas.

 Estamos contentos, pero eso no quiere decir que vayamos a cruzar de brazos, por supuesto. Hay todavía bastante arsenal de política económica que tenemos que ir aplicando, que ya está diseñado, que hay que ir poco a poco y gradualmente aplicándolo, porque tampoco al paciente, que está saliendo de coma, uno tiene que meterle pues todas las vitaminas, el suero.

 Hasta el suero entra gota a gota, para que reaccione el paciente, y eso es exactamente lo que hay que calcular el momento preciso de ir poco a poco introduciendo las políticas en el momento preciso para que el paciente vaya recibiendo, asimilando todo eso y tengamos una recuperación sostenible, que mañana no vaya a haber recaídas, que este paciente vaya recuperándose de manera sólida hasta encontrar ese crecimiento sostenido que estamos proyectándonos.

Por lo tanto, hay noticias muy alentadoras de lo que está sucediendo en la economía, lo vemos en los indicadores, lo repito y estamos conscientes que no hay que dejarlo a este paciente, de que hay que permanentemente estar vigilándolo para que los signos vitales, no solamente recupere los correctos, sino, que haya una buena evolución de la recuperación de la economía. Durante el gobierno de facto se cuestionó el rol social de los bonos, incluso se modificó su alcance y se pretendió eliminarlos.

Detállenos por favor cual es el impacto social y económico que tiene el Bono Contra el Hambre que benefició a más de cuatro millones de personas Como Movimiento Al Socialismo, y está incorporado dentro del modelo económico social comunitario productivo, sabemos que los bonos juegan un doble papel. Es un servicio a la sociedad, un apoyo a ciertos sectores en la sociedad, cumple un rol social pero también cumple un objetivo económico.

En el caso del Juancito Pinto, de la Renta Dignidad, todos tenían su objetivo. En el caso del Bono Juancito Pinto era eliminar la deserción escolar. En el caso de la Renta Dignidad, por ejemplo, era justamente dar una pensión especialmente a los que nunca han accedido a la pensión y que han sido trabajadores como son el caso de los trabajadores del agro, que luego de cumplir su vida útil no recibían nada, luego de haber aportado tanto al país, reciben hoy su Renta Dignidad.

Siempre ha tenido un objetivo social, pero también tenía el objetivo de redistribución del ingreso. El patrimonio de los bonos es del Movimiento Al Socialismo, nosotros lo introducimos, fuimos los primeros en poner esa política económica que tenía este sentido social y económico que nos dio resultado para justamente tener una distribución más equitativa del ingreso entre la población.

Nos han criticado durante todo el tiempo los bonos y fuimos nosotros, en nuestro documento Primero la Vida que lo sacamos en campaña. Cuando vimos que el gobierno de facto sacó su plan contra el coronavirus, que era simplemente un plan de usar la fuerza coercitiva de encerrarnos a todos.

La forma de pelear contra el coronavirus había sido encerrarnos todos en nuestras casas. Yo creo que ese no era el mejor camino, pero bueno, nos encerraron, usaron la fuerza para ello y se habían descuidado de algo muy sencillo que nosotros le hicimos notar en campaña ¿Y qué es de la gente que vive al día y que ahora, en ese momento de cuarentena no podía salir a trabajar? Y nosotros les propusimos los bonos y, evidentemente luego de nuestra propuesta, el gobierno de facto lanzó sus bonos y desde nuestro punto de vista, eran simplemente, a principio, eran los bonos nuestros, el Juancito Pinto, la Renta Dignidad, porque inclusive usaron nuestra plataforma que teníamos para pagar estos bonos para pagar sus bonos que ellos se inventaban.

 Era cambiarle el nombre nada más a lo que nosotros ya habíamos hecho y luego se inventaron otros bonos más. Por eso nosotros, desde la campaña, identificamos que para ayudar a esos sectores que habían sufrido en la falta de ingresos, que habían tenido que hacer muchas cosas, se endeudaban, se estaban gastando sus ahorros, se comían su capital que tenían, en fin, tantas situaciones porque estaban encerrados y todos tenían que comer.

Pese a todo el esfuerzo que se hizo que no paguen servicios y todo ello, no era suficiente, porque el comer es la necesidad básica, primordial. Uno puede estar sin luz, puede estar sin teléfono pero no puede estar sin comer y esa necesidad no se cubría; fuimos los primeros en impulsar eso.

Ellos lo hicieron de una manera muy improvisada porque inclusive las fechas en que iban a pagar el bono se tenían que postergar porque había una improvisación total en las medidas. Nosotros, cuando lanzamos el Bono Contra el Hambre, lo hicimos sabiendo a dónde íbamos a beneficiar, un sector donde los bonos del gobierno de facto no llegaron y sí llegó nuestro Bono Contra el Hambre.

Usted tiene que saber que el sector más beneficiado del bono es la gente joven y nuestro país hoy está pasando por un proceso importantísimo que se llama justamente el bono demográfico y no es ningún bono económico, sino, es una situación en que pasa un país en la que la mayor parte de la población es joven y esto ocurre solamente en una etapa histórica del país.

Luego se va pasando a otras etapas y luego vamos a enfrentar situaciones de una pirámide etaria como la que tienen en Europa, donde la mayor parte es gente de edad avanzada y eso tiene problemas en la economía de un país.

Hoy tenemos ese bono demográfico y hay que saberlo cuidar, por eso en la campaña decíamos nosotros que apuntábamos a los jóvenes, estamos dirigiendo la economía hacia los jóvenes. El Bono Contra el Hambre benefició fundamentalmente a la gente joven.

PRESIDENTE ¿CÓMO VE USTED LA PERSPECTIVA DE LA ECONOMÍA CONSIDERANDO QUE NUESTROS PRINCIPALES COMPRADORES DEL GAS BOLIVIANO, BRASIL Y ARGENTINA, ESTÁN EN UNA RECESIÓN DE UNA CRISIS, YA SEA PRODUCTO DE LA PANDEMIA O POR LA CRISIS DE CADA PAÍS?

Bueno, este tipo de crisis nosotros ya la hemos experimentado en el pasado, no es nuevo que baje la demanda de gas del país o, en otras ocasiones, nosotros hemos experimentado una caída de los precios de venta y por lo tanto reducción de los ingresos del país, ya lo hemos experimentado, no es nuevo; sin embargo, en este periodo tiene una característica fundamental.

En la Argentina, ellos yo creo que van a seguir demandado nuestro gas por un tiempo más; sin embargo, el Brasil ha mostrado un cambio de su política de compra del gas boliviano que por supuesto requiere y amerita una respuesta también por parte del país para poder buscar soluciones en este sentido.

Ahí, por ejemplo, ya se está pesando y está trabajando YPFB en eso, en hacer nuevas plantas, por ejemplo, de urea. La urea tiene un buen mercado y es gas, es otra manera de vender el gas. Brasil no va a querer quizás nuestro gas en los volúmenes que quería, pero Brasil sí necesita nuestra urea, Perú sí necesita nuestra urea, Argentina necesita nuestra urea.

En el caso de Brasil está importando urea desde Rusia y nosotros estamos al lado. Entonces, tenemos que apurarnos en el proceso de industrialización en el tema del gas, para que no tengamos que depender del precio de exportación del gas en bruto hacia la Argentina o hacia el Brasil.

La lógica de industrialización de nuestros recursos naturales es el eje fundamental y para que no estemos solamente basándonos y mirando ahí, hemos empezado, hace tiempo atrás, en la diversificación de la industrialización de nuestros recursos naturales.
Es el caso del hierro del Mutún, queremos producir hasta acero, es el caso del litio, que mencionábamos al iniciar la entrevista, es otro elemento ahí. Está la exportación de energía eléctrica como país, porque vamos a tener una capacidad importante como para poder exportar; en fin, yo creo que la economía boliviana va consolidándose como una economía diversificada y no solamente centrada y basada en la preocupación de lo que pueda ocurrir con el volumen o el precio del gas.

Entonces, esa economía, adicionalmente de estos proyectos digamos estratégicos de recursos naturales, tiene que contemplarse mirando este otro tema, que es lo que nosotros hemos planteado, la industrialización con sustitución de importaciones donde se encuentra, que ya se está avanzado de a poquito, la producción de nuestra Planta de Diésel Ecológico Sustentable.

Bolivia tiene que producir diésel ya no en base a hidrocarburos, hay otras materias primas, agropecuaria que jalará nuestra industria, que va a jalar también el reciclaje, porque vamos a entrar a reciclar los aceites utilizados.

Entonces, va a generar empleo, va a generar muchos procesos de acopio del aceite utilizado y, por supuesto, ese es un elemento de la sustitución de importación, ese es un producto, quizás el más importante. Ahí vamos a ahorrarnos cerca de 800 millones de dólares año, solamente en hacer una planta, una planta que nos cuesta entre 250 y 350 millones de dólares, dependiendo de la tecnología.

Miren ustedes, en un año vamos a pagar las dos plantas y quizás nos dé un físico para hacer tres plantas. Eso hay que mirarlo con calma, ya hay que arrancar eso. YPFB ya ha tenido hace un mes atrás este mismo concurso que hemos visto en YLB, donde se ha invitado a empresas para que puedan venir a ofrecer sus tecnologías, ya YPFB está trabajando porque tenemos que arrancar esto, porque esto va con un paralelo con un desarrollo agropecuario, hay que plantar, hay que sembrar la materia prima que va a necesitar esto.

Va a haber un empuje económico importante con nuestra planta, pero eso, evidentemente, va a ser en dos, en tres años y mientras tanto hay que planificar todo ello.

Pero y en el corto plazo ¿qué? Está la sustitución de importaciones con todo lo que es la micro, pequeña y gran empresa que está desarrollando proyectos de sustitución de importaciones con créditos del 0.5 por ciento.

Están nuestros proyectos de impulso al sector agropecuario. Por ejemplo, ya se lanzó el tema del trigo, de un precio al cual Emapa va a comprar para incentivar la producción de trigo y eso es sustitución de importaciones.

El productor boliviano, con el precio que le estamos poniendo, va estar motivado, incentivado de producir trigo y eso quiere decir que vamos a dejar de importar el trigo, entonces, es importante, la sustitución, aumenta la producción, hay más empleo, más ingreso en el país y de eso van a ir saliendo todos los programas que se están elaborando justamente para ir sustituyendo importaciones, incrementar la materia prima y eso es lo que va a dinamizar en el corto plazo la economía.

En el largo plazo, seguirá las carreteras, seguirá la construcción de puentes, seguirá la industrialización de nuestros recursos naturales, en fin, todo eso estratégico será nuestra Planta de Diésel Ecológico, que eso hay seguir y todos los años se va a ir avanzando, pero lo que realmente va a dinamizar de manera muy clara la economía son estos dos sectores: agropecuario y la industria, construcción más.

PRESIDENTE, SE PUSO EL IMPUESTO A LA RIQUEZA COMO UN AVANCE PARA ESTE CRECIMIENTO SOSTENIDO QUE USTED MANIFIESTA ¿QUÉ ACCIONES Y QUÉ PROYECTOS SE TIENEN A FUTURO PARA SEGUIR EN ESTA DINÁMICA DE ESTE CRECIMIENTO SOSTENIDO?

Bueno, el Impuesto a las Grandes Fortunas va en esta dirección: Durante el periodo de la pandemia, la cuarentena y el gobierno de facto han habido dos cosas que particularmente no me han agradado de la economía boliviana que se han revertido de lo que nosotros estamos avanzando antes del golpe de Estado.

Es el tema de la pobreza y el tema de la redistribución del ingreso. Durante el gobierno de facto aumentó la pobreza, eso lo dice hasta la Cepal, y de acuerdo al estudio está un incremento del 2 y el 3 por ciento del índice de pobreza que es harto, en menos de un año.

Pero el otro factor que se revirtió, fue que durante nuestro primer gobierno del Movimiento Al Socialismos estábamos reduciendo la brecha entre ricos y pobres. En otras palabras, la distribución del ingreso estaba siendo cada vez más igual.

Viene el gobierno de facto y nuevamente empieza a abrirse la brecha entre ricos y pobres, empieza a abrirse esa diferencia, esa desigual distribución del ingreso entre los ricos y los pobres en el país y eso no es bueno ¿por qué? Nosotros demostramos en el primer gobierno que la hipótesis que nosotros manejábamos el 2005, cuando construíamos el modelo económico, social, comunitario, productivo, era que un país más igual, crece más rápido. Lo que buscamos con este impuesto es que, nuevamente los índices de diferencia entre la distribución de ingreso entre ricos y pobres, vuelva a cerrarse para tener una economía más igual y el crecimiento sea más rápido porque eso es lo que necesita el país en estos momentos de crisis.

Lo más rápido posible, el crecimiento más rápido posible y la evidencia empírica que tenemos en nuestro país es que, cuando la economía empieza a cerrar esas brechas, el crecimiento es más rápido, entonces, implementamos y lo concebimos así cuando estábamos elaborando el plan para el país en la campaña porque ese es uno de los objetivos que busca, no busca dañar a los ricos, no, busca esos recursos invertirlos en revertir la pobreza, busca revertir esa brecha que se empieza a abrir nuevamente entre los que tienen más y los que tienen menos.

Entonces, esa política que está establecida en el modelo económico la traducimos en el Bono contra el Hambre, en el Impuesto a las Grandes Fortunas, porque eso nos ha permitido detener una primera instancia y poco a poco, con políticas que vamos a ir haciendo, redistributivas del ingreso, vamos a ir revirtiendo nuevamente esa tendencia de tener otra vez una apertura de la brecha entre ricos y pobres para nuevamente irla cerrando para acelerar el crecimiento económico que todos estamos esperando, porque cuando se da ya esa situación va a haber empleo, va a haber ingreso y la gente va a estar mucho más contenta porque va a ver que la economía que estamos recuperando es la economía que dejamos antes del 2019.

PRESIDENTE, HACE SEMANAS ATRÁS EL CANCILLER BRINDABA UNA CONFERENCIA DE PRENSA Y EL GOBIERNO EN SU CONJUNTO HA DADO A CONOCER QUE SE HABÍA INICIADO UNA CAMPAÑA INTERNACIONAL ‘LIBEREN LAS PATENTES, PORQUE ESTO ES UN TEMA QUE AFECTA A LA HUMANIDAD. PRESIDENTE, ¿USTED HA TENIDO CONTACTO CON ALGÚN HOMÓLOGO PARA ABORDAR ESTE TEMA? HA HABIDO ALGUNAS ADHESIONES, HEMOS VISTO RUSIA, INCLUSO ESTADOS UNIDOS, LA UNIÓN EUROPEA ¿SE VA A INTENSIFICAR ESTA CAMPAÑA EN ORGANISMOS INTERNACIONALES? ¿CÓMO VA A TRABAJAR EL GOBIERNO?

 Por supuesto que hemos conversado, lo conversamos con el presidente, Andrés López Obrador, de México, lo abordamos con el presidente Alberto Fernández (de Argentina), en llamadas telefónicas que hemos tenido con él, donde nos preocupa el hecho de que no se estén dando solución estructural al problema de la pandemia a nivel mundial.

 No es una locura, no es un capricho lo que nosotros planteamos ¿Por qué? Porque se ha demostrado en el mundo que mientras los países ricos han acaparado las vacunas, la mayor parte de las vacunas ha ido a parar a manos de los países ricos, nosotros como país hemos hecho el esfuerzo de comprar las vacunas, pero no hay que olvidarse que hay muchos países que no tienen los recursos para comprar la vacuna y se han abocado solamente al sistema COVAX, donde el sistema COVAX solamente garantiza las vacunas gratuitas, pero para el 20 por ciento de su población ¿Y qué hay del 80? Nosotros dijimos está bien, COVAX, podemos entrar, que nos puedan proporcionar las vacunas, además uno no sabe ahí, cuando le van a llegar, no puede planificar su sistema de vacunación y por eso nosotros entramos de plano a la compra y cuando entramos a la compra, ahí vimos el mercado.

 La vacuna se había convertido en una mercancía más en el mundo. El capitalismo salvaje demostró ahí, claramente, yo no creo que en este momento haya duda en el planeta de que exista el capitalismo salvaje que está ahí.

Estaba la humanidad pendiente del problema del Covid-19, la vacuna la habían encontrado muchas empresas y todas acaparaban en el tema de la producción y en el tema de distribución, hacia quienes se beneficiaban que son los países ricos ¿Y los países pobres qué? Pero nada sería eso, porque si de pronto se vacunan los ricos y resuelven su problema, nosotros vacunaremos a nuestra población, resolveremos nuestro problema, pero no es así, porque las cepas se van quedando justamente porque hay países que no toman medidas contra el Covid, en América Latina tenemos varios países que no han tomado medidas, entonces eso recrudece y empieza a formarse cepas que la vacuna no las puede combatir, ni inclusive los tests, muchos de ellos empiezan a dejar de poder identificarlos, testearlos, detectarlos y de pronto se vuelve al mismo ciclo y vamos a tener tercera ola, sino cuarta, quinta, esto hasta que la sociedad pueda vacunarse, el mundo entero se pueda vacunar y de pronto todos puedan tener de manera equitativa el acceso a las vacunas.

Por eso es que nosotros proponíamos, inclusive yo al presidente (Vladimir) Putin le planteé que Bolivia pueda producir la vacuna Sputnik aquí en nuestro país, porque la verdad, si no hacemos una cosa de esas, no vamos a resolver el problema estructural en el planeta del coronavirus. Hoy estaremos comprando una vacuna, mañana tendremos que comprar la tercera dosis que va tener la carga que tienen las otras cepas que no están contempladas en la anterior y así sucesivamente vamos a estar en el tiempo de vacuna tras vacuna y sin poder resolver estructuralmente el problema. Por eso es que nosotros salimos con esa lógica de plantearle al mundo entero, lo hicimos en varias oportunidades, en los foros que nos ha permitido, nuestro canciller también ha salido en esa línea, que la hemos discutido y la hemos planteado en nuestro propio Gabinete para que todos estemos conscientes de este problema verdadero que está detrás de las vacunas.

No es un capricho, no es un tema ideológico, es un tema real que si no se resuelve de esta manera no va haber una solución estructural al planeta.

PRESIDENTE, HACIENDO COMPARACIÓN CON LA ADMINISTRACIÓN DE LA PANDEMIA DURANTE EL GOBIERNO DE FACTO, EN ESE ENTONCES HABÍAN PROMETIDO 500 RESPIRADORES QUE TARDARON EN LLEGAR, Y CON SOBRE PRECIO Y CUANDO LLEGARON NO FUNCIONABAN; HOY EN DÍA ESOS MISMOS ACTORES QUE ADMINISTRARON MAL LA PANDEMIA Y EN UN MOMENTO, POR EJEMPLO, EL COLEGIO MÉDICO NO RECLAMABA COMO HOY EN DÍA LO HACE, ANUNCIANDO PAROS ¿CÓMO ES QUE USTEDES VIENEN ENFRENTANDO ESTA ADVERSIDAD O DOBLE MORAL DE ESTOS ACTORES QUE EN UN MOMENTO NO SUPIERON ADMINISTRAR BIEN A LA PANDEMIA?

Bueno, primero ahí, es que el Colegio Médico formaba parte del gobierno de facto, era parte del gobierno y por eso es que claramente nunca le hicieron una sola huelga, ni un paro, ni movilizaciones, ni nada, porque sencillamente eran parte del gobierno.

Eso es lo que a nosotros nos extrañaba, estando los médicos ahí, la estrategia de encarar el tema se reducía simplemente a una actitud coercitiva de encerrar a la gente y bueno, darle horarios muy limitados, donde en realidad, desde mi punto de vista y como había horarios muy limitados había mucho más roce de gente ahí en los mercados, en espacio tan corto tiempo. Yo veía en España, por ejemplo, en esos momentos, en España no, uno podía en cualquier momento ir a comprar y había una cuarentena muy rígida en España; aquí era mucho más rígida, dándote dos horas para comprar, tres horas para ir comprar todo, imagínese, todo el mundo en el mercado, entonces ahí era peor, en fin, tantas cosas que se equivocaron. Lo cierto es que nosotros entendimos dónde están las fallas que ellos cometieron y nosotros hemos planteado una estrategia totalmente diferente. ¿Qué hacia el gobierno de facto? Uno, no hacían tests, pruebas, no habían, y si uno se hacía después de dos semanas le daban el resultado, y además encontraban las pruebas del PCR muy caras, no existían.

El Gobierno no distribuía oportunamente y en la cantidad necesaria las pruebas, entonces ¿qué ocurría? Los asintomáticos no sabían que tenían y seguían contagiando a más y más personas por una parte. Por otra parte, como yo me hacía el test, recién en dos semanas tenía mi resultado, quien sabe que hasta eso ya estaba contagiado, o bueno, en fin, tantas cosas que podían ocurrir. Y lo peor, no se hizo la defensa en el primer plano, es decir, en la prevención, en la medicación, como vamos a ver la diferencia que hemos hecho nosotros y sencillamente se esperaba que las personas empiecen a agravarse porque hay que decirlo con claridad, hay tasas de letalidad que se está manejando a nivel mundial de esta enfermedad, o sea que, necesariamente iban a haber personas muertas, así es una pandemia, lamentablemente, y por lo tanto, estaban esperando que ya las personas entren en un periodo tan complicado que necesariamente iban a ir a unidades de terapia intensiva donde la probabilidad de recuperar era muy baja, no había medicamentos, y ahí se queda.

Esa era la lógica de enfrentamiento y por eso todo el mundo les pedía más unidades de terapia intensiva porque no se actuaba en el primer segmento, y creo que había que hacerlo, y nosotros lo hicimos.

Usted recordará que yo les convoque a los gobernadores y a los alcaldes porque yo ahí les explique nuestra estrategia, les dije que entiendo que ustedes no tienen plata suficiente para hacer la compra de las pruebas, del equipo de bioseguridad y de las vacunas, nuestra lógica, les explique que nuestra estrategia, que era muy diferente a la del gobierno golpista, nuestra estrategia era hacer la mayor cantidad posible de pruebas.

 Trajimos como nunca la mayor dotación de pruebas y la distribuimos gratuitamente a las gobernaciones y estas a los municipios para que se haga la mayor cantidad de pruebas, esa fue nuestra estrategia porque tenemos que detectar a la gente.

Cuando a alguna gente se le acierte y se le detectaba con coronavirus, esa persona ya tenía que tener un cambio de conducta, por supuesto, tenía que medicarse, cuidarse, cuidar a la familia, quizás aislarse.

Evidentemente, hay una lamentable situación que hemos visto en nuestra población, que la población tenía miedo de ir a los hospitales, no quería internarse, entonces ¿qué ocurría? La gente se quedaba en su casa, con el potencial peligro de contagiar a la familia pero sin un seguimiento médico, un control médico que le vaya haciendo el asesoramiento profesional correspondiente para sacarlo del problema; entonces, medicina casera o las recetitas que ponían ahí, se curaban con lo que sea.

Nosotros dijimos eso puede ocurrir, o se aísla a esa persona detectada con nuestras pruebas antígenos nasales distribuidas gratuitamente a toda la población o se le aísla y se lo médica, entonces la medicación era importante. Ahí recordarán ustedes que se oponía mucha gente al uso del dióxido de cloro, algunas personas les dio resultado.

En la mina, los mineros resolvieron su problema con dióxido de cloro. Muchas familias, especialmente en nuestro país, resolvieron su problema con plantas medicinales, medicina tradicional y el ministro de Gobierno de ese entonces se hacia la burla de la medicina tradicional. Se cometieron errores garrafales, la gente no les hizo caso, sabía que si no había los medicamentos o no alcanzaba el bolsillo tenía que recurrir a este tipo de cosas, se resolvieron de cierta manera, pero lo importante es que uno sepa que está enfermo para medicarse y eso ocurrió, empezó a medicarse la gente.

 Entonces, el objetivo nuestro, era reducir la letalidad y lo logramos. Adicionalmente, a esto estas tareas tenían que hacerlas el municipio y la gobernación y nosotros las vacunas. Nosotros entramos al Gobierno en noviembre, ya a fines de diciembre ya habíamos recibido las pruebas antígeno nasales y ya las estábamos distribuyendo, ya habíamos contratado las vacunas.

Todo ya estaba diseñado de tal manera que ahora tenemos, pruebas antígeno nasal, aislamiento y vacunas, entonces, de esta manera, el índice de letalidad realmente lo hemos bajado. En la primera ola con el gobierno de facto tuvimos una de los índices de letalidad más altos del planeta.

Éramos el quinto, sexto país en el planeta con la más alta tasa de letalidad. Nosotros eso lo hemos bajado mucho menos, estábamos algo más de seis en el gobierno de facto, y nosotros lo bajábamos menos de dos y eso, por supuesto, se logró en base a la estrategia que acabo de mencionar y eso nos diferencia absolutamente de la estrategia que usó el gobierno de facto que era encerrarte y si estabas mal a unidad de terapia intensiva con la probabilidad de que te mueras, muy alta. En cambio, nosotros no, atacamos en el primer frente, detección, medicación, aislamiento y vacuna, esa fue la estrategia y los resultados hablan por sí solos.

 PRESIDENTE, JUSTAMENTE TRAS LA LLEGADA DE LAS VACUNAS QUE FUERON GESTIONADAS POR EL GOBIERNO SE ACTIVA LA PRUEBA PILOTO DE VACUNACIÓN MASIVA ¿CUÁLES SON LOS RESULTADOS PRESIDENTE Y QUÉ MENSAJE RECIBE LA POBLACIÓN CON LA APLICACIÓN DE ESTA MEDIDA POR PARTE DEL GOBIERNO?

Bueno, primero que realmente la gente va muy esperanzada a los lugares. Hemos visitado varios lugares donde se estaba aplicando la vacuna en estos planes piloto, está muy esperanzada de que sea un elemento más para poder asegurar su vida.

Estamos hablando de vidas, así que eso fue lo que me transmitieron ahí, el agradecimiento al Gobierno por supuesto, es gratuita la prueba, eso es muy importante porque la mayor parte de la gente que ha ido a estos lugares es gente humilde, es gente que no tiene recursos y entonces estamos salvando la vida.

Yo recuerdo cuando empezamos el plan de vacunación realmente habían situaciones que arrancaban lágrimas cuando habían personas que se hacían vacunar que estaban con enfermedades base en la primera instancia porque recordemos, primero se vacunaron los médicos, todos los médicos vacunados; luego, las personas que tenían enfermedad de base y ahora estamos yendo a las personas que tienen de 60 años para arriba. Entonces, la mayor parte que estaban en estos lugares eran personas mayores, que me decían que estaban muy contentos, me decían ‘ahora, me van a dejar salir recién’.

Claro, los familiares cuidándolos y en todo su derecho no los dejaban salir a las personas mayores, ahora tienen algo más de libertad, creo yo. Evidentemente, yo les decía, sí va a poder salir, pero siga cuidándose, no baje la guardia y ellos entendían perfectamente ese hecho.

Hay una aceptación, yo creo que los números son muy buenos de la lentitud con la que estábamos yendo, con las gobernaciones y municipios que estaban encargados de la vacunación. Cuando entra el Gobierno nacional con estos programas de vacunación, inmediatamente el número de vacunados sube significativamente.

Entonces, más o menos, los números ahí, nuestro Ministro de Salud nos puede dar mucho más, pero más o menos de 1 a 6 es lo que sube la gente vacunada. Entonces, ha sido significativo el salto y felizmente en el mercado hemos logrado conseguir algunas vacunas porque ahorita el problema, como les decía, es encontrar vacunas, no hay vacunas, entonces, logramos comprar vacunas que están llegando hasta el 15 de este mes, por ejemplo, un millón.

 Entonces, todo el stock que tenemos, la instrucción es, bueno, de una vez aceleren la vacunación, porque de nada nos sirve la vacuna que está en el refrigerador, nos interesa que esa vacuna esté en el cuerpo humano de alguno de nuestras bolivianas, bolivianos y que pueda servirle para todo caso enfrentar un contagio eventual del coronavirus o darle, pues, la inmunidad necesaria para enfrentar.

O sea que estamos en esa lógica de poder darle y brindarle a la población, lo ha entendido así, hemos mejorado sustancialmente el índice de vacunación. La prueba piloto es exitosa desde todo punto de vista, no solamente por las fallas, los errores que podemos tener en la organización de toda la gente, pese a que he visto varios lugares muy bien ordenados.

En El Alto, por ejemplo, impresionante la organización que ha habido para poder generar una vacunación en gran escala. Estamos muy alentados, este plan piloto con algunos ajustes que tenemos que hacer, procedimentales, vamos a tener que implementar, no se olviden, con 200 mil vacunas hemos estado a este ritmo; nos va a llegar un millón de vacunas, entonces, tenemos que realmente pisar el acelerador para vacunar a la mayor gente posible.

PARA CERRAR ESTA ENTREVISTA PRESIDENTE ¿CUÁL ES EL MENSAJE PAR A EL PAÍS CONSIDER ANDO QUE HAY DOS HITOS MUY IMPORTANTES, UNO EL 18 DE OCTUBRE QUE ES LA RECUPER ACIÓN DE LA DEMOCR ACIA Y TAMBIÉN LOS PRIMEROS SEIS MESES DE GESTIÓN DE SU GOBIERNO?

Yo creo que cuando entramos al Gobierno había justamente tres retos: la pandemia, la educación y la economía, y lo hemos abordado justamente no solamente estas tres, por supuesto, pero estas eran las más importantes, las que población tenía mucha expectativa que se resuelvan estos problemas y estamos muy bien encaminados en los tres aspectos.

En educación, creo que está claro que hoy muchos niños, jóvenes que el año pasado pudieron acceder a educación, especialmente en el área rural, hoy o están pasando clases semipresenciales o están pasando clases también de manera virtual, pero están pasando clases. Segundo, estamos hablando de que, en el tema de la pandemia, como lo mencionaba, hay avances.

 Redujimos el índice de letalidad, que eso es muy importante, lo que quiere decir que estamos haciendo el esfuerzo para que menos gente muera con el contagio, así de simple es este hecho y lo hemos logrado, es muy importante, con todo lo que he descrito que se ha hecho.

La gente sabe que ha habido un mejor manejo del problema de la pandemia, hay resultados objetivos, muy claros e inclusive elogiados por organismos internacionales, solo que evidentemente nuestra prensa no repercute tanto estos logros que son ponderados por organismos internacionales.

Y el tercero, que es el tema económico, que como también lo mencionaba, está claro que estamos en la dirección correcta, estamos avanzando y de esto, por supuesto, que vamos a salir. La luz al final del túnel está cada vez más cerca, estamos viendo con más claridad, este hecho felizmente para todos, porque nos va bien, nos va bien a todos.

Estamos muy contentos con los resultados que hemos obtenido en estos primeros seis meses con los tres principales problemas. Hay, evidentemente, otros problemas más que nos hemos ido enterado durante el manejo del Estado, que felizmente también los hemos ido resolviendo uno a uno, pero estos creo que eran los tres principales problemas que nos reclamaba la población durante la campaña y creo que hemos encarado con estrategias, cada una por supuesto diferente, pero con resultados, lo importante aquí son los resultados son los resultados y la gente lo está sintiendo en su bolsillo, en su salud o en la educación de sus hijos. Entonces, creemos que estamos bien, no quiere decir que nos vamos a cruzar de brazos, eso debe quedar absolutamente claro, hay mucho por hacer todavía y lo vamos a hacer, vamos a trabajar, muy contentos, para tener no solamente estos resultados que son buenos. Queremos mucho mejores resultados, porque así lo demanda y así debe trabajarse para el pueblo boliviano.

El presidente Luis Arce posa con periodistas de medios estatales.

linkedin