Imagen referencial de fármacos. (Foto: Redes Sociales)

Bolivia Digital

El Colegio Médico y las Sociedades Científicas Cruceñas-Clínicos-Quirúrgicos del departamento de Santa Cruz emitieron un comunicado sobre el uso “indiscriminado” de medicamentos para pacientes con coronavirus COVID-19 y pidieron que se sancione a las personas que prescriban esos fármacos sin tener el respectivo aval profesional.

De acuerdo con el documento, esta situación “ha provocado efectos adversos en la salud de la población, que conlleva a aumentar la mortalidad, por la prescripción de personas y profesionales que no son médicos”. Por ello, solicitaron a las autoridades del área y al Ministerio Público investigar y sancionar a “aquellas personas y profesionales que están realizando el ejercicio ilegal de la medicina, atentando contra la salud de la población”.

El comunicado se emite luego de que el dentista Alejandro Unzueta viajó a Beni, uno de los departamentos más golpeados por la enfermedad, para recorrer los barrios y entregar al menos nueve tipos de fármacos  a las personas que presentan síntomas de esta enfermedad.

El tratamiento se entregó sin una evaluación previa del paciente. De acuerdo con Unzueta, la distribución de estos medicamentos se realizó de manera voluntaria y gratuita.

Sin embargo, los profesionales médicos alertaron que aún no existe un tratamiento comprobado para curar el COVID-19 ni fármacos para prevenir la enfermedad, “por lo tanto, recomendamos a la población en general no automedicarse y asistir a un centro de salud cercano a su domicilio”.

El documento también enfatiza que el consumo de fármacos “es muy peligroso y no es recomendable asociarlos”.

El presidente del Colegio Médico de Santa Cruz, Wilfredo Anzoategui cuestionó que Unzueta distribuya estos medicamentos, pues se trata de un profesional en odontología y no es médico general, por lo que le acusó de usurpación de funciones. “Para administrar un medicamento debe tener un principio clínico para que se pueda administrar y él (Unzueta) no lo está teniendo”, remarcó.

Esta semana la ministra interina de Salud, Eidy Roca, también pidió a la población no automedicarse y que en caso de presentar síntomas, asistir a un centro de salud. La autoridad alertó que el consumir fármacos sin supervisión de un profesional, puede provocar que el paciente incluso llegue a terapia intensiva.