El jefe político de Creemos, Luis Fernando Camacho, y de Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa. (Foto: Archivo)

• Redacción Central /

En busca de impunidad por el asesinato de 38 personas en noviembre de 2019, Carlos Mesa, de Comunidad Ciudadana (CC), y Luis Fernando Camacho, de Creemos, le niegan justicia al pueblo boliviano, impidiendo el juicio de responsabilidades en la Asamblea Legislativa, así lo denunció ayer el ministro de Justicia, Iván Lima.

La autoridad dejó claro que los responsables de la crisis en la justicia son Carlos Alarcón, además de los dos jefes de los partidos de oposición, que se niegan a garantizar los dos tercios de votos en la Asamblea Legislativa para aprobar el juicio de responsabilidades contra Mesa, por el caso Quiborax y el asesinato de 38 personas por el régimen de facto de Jeanine Añez en El Pedregal, Sacaba, Senkata, Montero y Betanzos en noviembre de 2019.

“En el ámbito de la crisis judicial le recuerdo a Carlos Alarcón que ellos la están causando, ellos le niegan justicia al pueblo boliviano; hay que preguntarles a Carlos Alarcón y a Carlos Mesa cuándo nos van a dar los dos tercios para que el pueblo boliviano tenga memoria, verdad y justicia”, sostuvo.

La afirmación la hizo en respuesta a la declaración del jefe de bancada de CC, quien calificó como insuficiente el informe del presidente Luis Alberto Arce Catacora y cuestionó la reactivación económica, la lucha contra el contrabando y la reforma judicial.

El Ministro de Justicia lamentó el extremo planteado por Alarcón, porque el éxito del modelo económico “no es por piloto automático” o suerte por los precios internacionales de los minerales, sino por una adecuada redistribución de los recursos económicos y la reactivación productiva en el país.

Sobre el contrabando, el titular de la cartera de Justicia señaló que la oposición desconoce y no revisa los informes sobre los importantes resultados alcanzados en materia de lucha contra ese ilícito.

JUICIO

El ministro Lima fue enfático en que tanto Mesa como Luis Fernando Camacho tuvieron participación no solamente en la masacre de 2019, sino en la campaña de la ruptura del orden constitucional, el golpe de Estado y la instauración del régimen de facto, por lo que deben ser llevados ante la justicia.

“En democracia, le respondo a Carlos Alarcón, se hace el debate de la justicia en los tribunales, no de la manera en que ellos lo hacen causando impunidad. Habría que preguntarle cuándo vamos a tener justicia los bolivianos por el caso Quiborax, por esos millones de dólares que habrían servido para la educación y para la salud. La justicia que reclama Carlos Alarcón y el jefe de su partido (Carlos Mesa) han llevado al desastre que terminó en un pago que ahora quieren encubrir”, expresó.

IMPUNIDAD

En ese contexto, el ministro Lima aseguró que por mandato del pueblo boliviano jamás se va a negociar el asesinato de los bolivianos. Recordó que el presidente Luis Alberto Arce Catacora dijo que la demanda de justicia de las familias de las víctimas de la masacre de 2019 es una razón de Estado y que eso es fundamental para el Gobierno nacional.

“Por ningún motivo vamos a pactar la impunidad por las muertes de bolivianos y las graves violaciones de los derechos humanos, vamos a pelear por esa verdad y la justicia que la estamos buscando. (…) Lo que no va a pasar en este país es que pactemos la impunidad de los muertos y de las graves violaciones de derechos humanos. Lo que Mesa y Camacho están pidiendo con su silencio, y al no otorgar los dos tercios en la Asamblea Legislativa para los juicios, es impunidad y eso no lo vamos a permitir, vamos a seguir todos los caminos para darle justicia al pueblo”, enfatizó Iván Lima.

LinkedIn