Arturo Murillo, ministro de Gobierno, pide no politizar la crisis sanitaria que vive el país y el mundo por el coronavirus. Foto: APG Noticias.

Bolivia Digital

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, lamentó que algunos políticos difundan por redes sociales una variedad de mensajes, videos y audios con información falsa sobre el coronavirus, con el afán de obtener réditos político-electorales y crear zozobra en la población. 

“Hemos visto que han entrado a la locura de los videos. Algunas personas, especialmente algunos políticos, están haciendo mucho daño al hacer circular muchas falsedades, eso es terrible”, lamentó el ministro Murillo, quien coordina acciones junto a la Policía, Fuerzas Armadas y autoridades regionales para el cumplimiento de la cuarentena.

Tras la declaratoria de cuarentena que dictó el Gobierno de la presidenta Jeanine Áñez, en redes sociales circuló información falsa sobre el coronavirus. En los mensajes afirman que la enfermedad es un virus inventado por «el imperio» o «la derecha». Además, en varias de esas misivas se incita a no cumplir la cuarentena.

Incluso, representantes nacionales como la diputada del MAS, Juana Quispe, aseguró que el coronavirus «es una mentira» y acusó a Estados Unidos de inventar el Sida y el ántrax. Otras declaraciones que llamaron la atención fueron las que hicieron dirigentes de El Alto, afines al MAS, que afirmaron que la enfermedad no les llegará porque en esa ciudad los pobladores se alimentan mejor y, por tanto, serían inmunes.

O el caso que en los pasados días circuló en redes sociales acerca de la supuesta llegada de un avión con 400 pasajeros contagiados de coronavirus a Bolivia. O las grabaciones que dan cuenta de un mayor número de infectados. El último, que circula en páginas de Facebook, es un supuesto audio en el que el Ministro de Gobierno hablaría de una supuesta retención de médicos. Sin embargo, es notorio que se trata de varias frases pegadas.

Frente a esa situación, Murillo sostuvo que “hay todo tipo de videos, audios, fotografías montadas”, por lo que recomendó a la población verificar su veracidad antes de difundir su contenido. Asimismo, solicitó al Ministerio Público investigar estos hechos, pues “lo único que buscan algunos políticos es atentar contra la salud de los bolivianos al difundir información falsa”.