Imagen referencial de policías. (Foto: Archivo)

Bolivia Digital

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, informó que al menos 67 personas, entre policías, militares, médicos y enfermeras, se contagiaron con el COVID-19 en todo el país hasta el momento, por lo que pidió a la población respetar la cuarentena de manera disciplinada para evitar el incremento de casos.

“¿Por qué menciono esto? Porque nuestros ángeles de blanco, la Policía Boliviana y las Fuerzas Armadas están en primera línea para defender a la ciudadanía, y es importante que la ciudadanía se dé cuenta que este sacrificio tiene que valer la pena; lo único que les pedimos a todos, más los empleados públicos que estamos trabajando, es que sean disciplinados y respeten la cuarentena”, manifestó.

Entre los contagiados están 16 policías afectados, ocho militares y 43 médicos y enfermeras.

La autoridad estatal recordó que el caso más reciente y lamentable de contagio del COVID-19 fue el del sargento primero de la Policía Boliviana Filomeno Choquehuanca, quien falleció por causa de ese mal y dejó en la orfandad a tres hijos.

“La muerte de este policía tiene que servirnos para reflexionar. Es el primero que muere víctima del COVID-19”, enfatizó.

El titular de Gobierno lamentó que personas de algunas regiones no respeten la cuarentena y recordó que lo único que logran con ello es exponer a sus familias “a sus hijos, a sus esposas, a sus padres y a sus abuelos”.