SEG-XX-F2-_KARA_KARA_APG

 

Redacción central / ABI/Bolivia/Edición Impresa
Ocho uniformados fueron liberados después de estar retenidos por casi tres horas, tras llegar a un cuarto intermedio hasta el lunes para resolver las demandas municipales. Pobladores de K’ara K’ara, en Cochabamba, evitaron el ingreso de camiones con basura para descargar en el botadero, y cercaron, golpearon y lanzaron piedras a los efectivos, de cuyo ataque resultaron heridos 27 policías.

Además dañaron más de una docena de carros basureros y vehículos oficiales, según información preliminar del operativo combinado que se desarrolló para el ingreso de los desechos a ese lugar.

De acuerdo con ABI, vecinos del sector bloquearon el acceso al botadero hace seis días, para exigir el cumplimiento de un convenio de 22 puntos suscritos con la Alcaldía de Cochabamba. Ante la falta de atención, agredieron a los uniformados que ayer escoltaban 12 carros basureros.

El secretario general de la Alcaldía de Cochabamba, Mario Olguín, reportó que los retenidos eran militares, quienes fueron trasladados con lesiones a un centro médico de la zona.

“Todavía hay un suboficial retenido”, sostuvo antes del cierre de esta edición.

Indicó que los carros basureros que ingresaron al botadero la madrugada de ayer fueron emboscados y quedaron con los parabrisas destruidos.

Los efectivos militares reportaron un daño similar en una tanqueta, mientras que las autoridades policiales realizaban aún la cuantificación de destrozos en sus motorizados.

Entretanto, los canales de televisión locales reportaron que el Hospital de la Corporación del Seguro Social Militar atendió a un capitán y un teniente coronel, mientras que la clínica Santa María de los Ángeles recibió a 24 militares con fracturas y policontusiones por pedradas.
alcalde

El burgomaestre suplente de Cochabamba, Iván Tellería, ingresó a la zona para entablar un diálogo con los dirigentes, a fin de que permitan el ingreso de 60 carros basureros que tienen aún toneladas de desechos sólidos acumulados desde hace casi una semana.

“Llamo ahora a los dirigentes para que devuelvan el armamento que está en poder de vándalos, quienes están haciendo quedar mal al Distrito 15”, manifestó Tellería, pero no precisó la cantidad de armas que se les quitó a los uniformados, según Los Tiempos de Cochabamba.
“Los uniformados fueron retenidos y golpeados por los comunarios esta madrugada, cuando un convoy intentaba ingresar al botadero”, se lee en el matutino.

Tellería explicó que se quedó como “garantía” para que los efectivos que fueron retenidos reciban atención médica.
acto de terrorismo 

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, calificó como un “acto de terrorismo y sedición” el ataque que sufrieron militares y policías por parte de comunarios de K’ara K’ara, en la Llajta.

“Esto también es terrorismo, esto también es sedición; cuando estamos buscando pacificar con acuerdos con los dirigentes, hay todavía entes oscuros delincuenciales que están financiando este terrorismo. Obviamente han sido identificados y la ley seguramente le caerá con todo el peso a la gente que quiere desestabilizar el país”, declaró a los periodistas.

Los disturbios dejaron como saldo militares heridos con contusiones y fracturas.

Murillo también lamentó que la turba haya robado armas de fuego, que pueden generar mayor zozobra en la población.

El titular de Gobierno señaló que un 85% del país ya está pacificado, pero lamentó que el restante no pueda lograr la normalidad por pequeños grupos radicales afines al Movimiento Al Socialismo (MAS), que en lugar de pacificar “buscan sembrar odio y venganza”.

Por su parte, el viceministro de Régimen Interior, Daniel Humérez, sostuvo que, como el accionar de los pobladores de K’ara K’ara “raya en el plano de lo delincuencial”, el Ministerio Público iniciará las investigaciones y la persecución penal para dar con los autores.