Pablo Iglesias. (Foto: Archivo)

Sputnik/ Ahora EL PUEBLO digital

El líder de la coalición de izquierdas Unidas Podemos, Pablo Iglesias, que hasta hace unos días era vicepresidente del Gobierno de España, anunció su retirada de la política tras los malos resultados cosechados este martes por el espacio progresista en las elecciones regionales de Madrid.

Iglesias ha dicho que se ha convertido en un “chivo expiatorio” y que no quiere ser “un tapón para la renovación de liderazgos”.

“Dejo todos mis cargos. Dejo la política entendida como política de partido, entendida como política institucional. Seguiré comprometido con mi país, pero no seré un tapón para la renovación de liderazgos que se tiene que producir en nuestra fuerza política”, anunció Iglesias.

“Yolanda Díaz va a determinar el futuro de la izquierda en España en los próximos años”, ha comentado Iglesias durante su comparecencia, asegurando que cree que “los nuevos liderazgos tienen que cumplir una promesa electoral: feminizar el espacio político”.

“No hace ni siete años que conocíamos los resultados de las elecciones europeas y en este tiempo pocos se podían imaginar lo que hemos conseguido. Estoy orgulloso de haber liderado un proyecto que terminó con el bipartidismo. Después de siete años Unidas Podemos gobierna en muchas comunidades autónomas”. “Estoy orgulloso pero cuando uno deja de ser útil tiene que saber retirarse”, remarcó.

Las reacciones a su decisión no se han hecho esperar. Uno de los primeros en pronunciarse ha sido el alcalde de Madrid, José Luís Martínez-Almeida, que ha asegurado mediante un tuit que se producen “Dos buenas noticias para España en un día” y que hay “mucho que celebrar”.

El diputado de Esquerra Republicana de Cataluña, Gabriel Rufián, le ha mostrado su “respeto eterno”.

linkedin