Redacción central – Edición impresa

Un juez de medidas cautelares envió el fin de semana a la cárcel de Chonchocoro a un hombre de 35 años que violó y embarazó a la hija de su concubina.

La fiscal Marianela Río informó que el hecho ocurrió en la provincia Inquisivi, en el domicilio donde vivían los tres.

“La víctima tiene 13 semanas de embarazo y su vida está en riesgo porque al estar gestando un bebé, no está capacitada físicamente”, manifestó.

Las autoridades correspondientes analizan la posibilidad de interrumpir el embarazo de la menor para salvarle la vida. Las pesquisas establecieron que el padrastro aprovechó, en al menos dos oportunidades, que la madre de la niña se ausentó de la casa.

La progenitora, al percatarse de que su hija tenía malestares, le preguntó lo que pasó, y cuando ella le contó lo que había sucedido, de inmediato hizo la denuncia a la Policía. Los investigadores buscan al papá para informarle lo que pasó y de igual manera se indaga si es que la madre tenía conocimiento.

La Fiscalía solicitó la detención preventiva del sindicado durante seis meses.