La huelga de hambre se cumple en un ambiente del colegio Eduardo Abaroa, de la zona de Cotahuma. (Foto: Archivo)

Jeovana Bernabé B. / Ahora EL PUEBLO digital /

En el séptimo día de huelga de hambre, el presidente de la Junta Escolar del Macrodistrito Max Paredes de La Paz, César Mamani, anunció que la próxima semana radicalizarán sus medidas con la instalación de un segundo piquete con madres, ante el desinterés del alcalde Iván Arias, que al momento no escucha sus demandas de mantenimiento de unidades educativas y dotación de insumos de bioseguridad.  

“Nos reunimos con los padres de familia y determinamos armar un segundo piquete de huelga de hambre, que sería de las mamás”, dijo el dirigente.

El grupo movilizado además de pedir condiciones básicas en las infraestructuras educativas, demanda la dotación de mochilas escolares y la mejora del desayuno escolar.

La huelga de hambre se cumple en un ambiente del colegio Eduardo Abaroa, de la zona de Cotahuma. “Estamos esperando que nos convoquen para hablar con el alcalde, tenemos varios pedidos. Queremos que la autoridad se comprometa”.

Mamani, visiblemente afectado por los siete días de huelga de hambre, agregó que acordaron que, si no son atendidos por Arias, el siguiente miércoles los padres de familia volverán a las calles a marchar y bloquear.