El general Rodolfo Montero. (Foto: Captura de video)

Bolivia Digital

Además de destacar la colaboración y concientización que asume de a poco la ciudadanía para cumplir con la cuarentena total, el general Rodolfo Montero, comandante de la Policía, informó que ayer se detuvo a 1.434 ciudadanos que transitaban por calles y avenidas de diversas regiones del país a pesar de que sus cédulas de identidad no terminaban en siete u ocho, y se retuvoieron más de 400 motorizados que circulaban sin autorización.

Según un balance, la autoridad considera que a la fecha hay un 96% de acatamiento de la cuarentena en el país; sin embargo, la Policía extremará esfuerzos para alcanzar el 100%, y para ello pidió mayor conciencia de parte de los bolivianos para ayudar a las labores de los uniformados.

“En varios sectores ya tomaron conciencia y esos ciudadanos ya son parte del trabajo de la Policía. Cada día baja el índice de arrestados porque se trata de la salud de todos los bolivianos”, aseguró.

La autoridad remarcó que el sábado y domingo no se permitirá la circulación de ninguna persona, salvo el personal policial, militar y de salud.

En cumplimiento de las recientes disposiciones, las personas que infrinjan las disposiciones y sean sorprendidas en espacios públicos serán arrestadas por ocho horas y deberán pagar una multa de 1.000 bolivianos; de igual manera, los motorizados que incumplan la norma serán retenidos hasta el 15 de abril y sus propietarios tendrán que pagar una multa de 2.000 bolivianos.