carretera

 

ABI / Bolivia Digital

El comandante Departamental de la Policía, Alberto Ramiro Paniagua, informó hoy que desbloquearon pacíficamente la carretera Sucre-Cochabamba, que estaba cerrada en inmediaciones de la comunidad Imilla Wañuska.

«Dentro de los planes elaborados por el Comando Departamental de Policía, en el camino carretero que une Sucre-Cochabamba, más exactamente en el puente Imilla Wañuska, todo este sector estaba bloqueado con piedras de diferentes tamaños y ramas en la vía, sin embargo, con la presencia policial y con un trabajo manual retiramos todas las piedras y ramas, con el apoyo de los chóferes», informó a los periodistas.

La autoridad policial dijo que persuadieron a los pobladores del lugar para permitir el tránsito de motorizados, en su mayoría vehículos de alto tonelaje que estaban varados hace más de una semana.

«Se logró entrar en conversación con los comunarios que se encontraban en el lugar y se les hizo entender sobre la necesidad de la pacificación que tiene que haber en nuestro país, sobretodo, evitar cualquier tipo de daño o enfrentamientos entre bolivianos», explicó.