María Javier lamenta la discriminación en la justicia.

• Romina Montoya

Según declaraciones de la representante legal de las víctimas de la masacre en Huayllani-Sacaba, María Javier, los procesos penales presentados ante la justicia avanzan muy lentamente, debido a que las investigaciones no se hicieron a tiempo.

En el programa Somos Democracia, que se difunde por Bolivia TV, en una alianza con la red de medios estatales, María, desde la localidad de Lauca Ñ en la zona del trópico cochabambino, explicó que el problema más recurrente que se presenta en los juzgados que atienden las causas penales es la falta de pruebas, lo que les impide continuar con las investigaciones.

Mencionó que durante estas represiones muchos de los heridos quedaron con secuelas graves que les impiden volver a trabajar, tales como la situación de Hernán, de ocupación mecánico, quien perdió la vista; Eduardo Zaniso, que fue operado cinco veces; y Humberto Sánchez, ambos agricultores en la zona del trópico cochabambino. Sánchez ahora no puede permanecer mucho tiempo bajo el sol.

linkedin